En Sevilla

Condenan a la aseguradora del SAS por la muerte de una paciente en lista de espera

Deberá pagar una indemnización de 147.185 euros a la familia de una paciente de 69 años que murió mientras esperaba para ser operada tras infectarse la prótesis que llevaba tras una caída.

Condenan a la aseguradora del SAS por la muerte de una paciente en lista de espera

El Juzgado de Primera Instancia número 20 de Sevilla ha condenado a la aseguradora del Servicio Andaluz de Salud (SAS) a pagar una indemnización de 147.185 euros a la familia de una paciente de 69 años de edad que murió mientras se encontraba en lista de espera para ser sometida a una operación por la infección de la prótesis que llevaba en el fémur tras una caída.

En la sentencia, a la que ha tenido acceso Europa Press y que ya es firme tras finalizar el plazo para ser recurrida, el magistrado estima de este modo la demanda presentada por la familia de la fallecida, que ha estado representada por los servicios jurídicos de la organización El Defensor del Paciente.

Los hechos se remontan al 13 de marzo de 2012, cuando la víctima, identificada como E.U.U., se cayó de manera fortuita y se fracturó el tercio medio del fémur derecho, siendo intervenida quirúrgicamente en dos ocasiones en el Hospital de la Merced de Osuna, donde le colocaron en el muslo lesionado material de osteosíntesis.

A comienzos de 2013, y desde el Hospital Virgen del Rocío, se le indicó que debía ser revisada por un traumatólogo, lo que se produjo en marzo de 2013, cuando dicho profesional le mandó un TAC, el cual se le practicó hasta julio de 2013, concluyendo que el tornillo que llevaba la afectada en el muslo estaba roto, no obstante lo cual "la mandaron a casa porque el traumatólogo estaba de vacaciones de verano y el de Urgencia no podía verla".

La mujer fue valorada nuevamente el 23 de septiembre de 2013 por un traumatólogo de una clínica de Écija, el cual confirmó que el tornillo que llevaba se había roto y que además tenía una pseudoartrosis séptica (por infección), por lo que la colocaron en lista de espera el 17 de octubre de 2013 como "muy preferente" a fin de intervenirla en noviembre.

El Defensor del Paciente señala que el sistema sanitario andaluz, "en contra de sus propias decisiones terapéuticas, no la operó tampoco en noviembre", de manera que, tras soportar un año con el material de osteosíntesis "roto e infectado", el 19 de diciembre de 2013 la paciente ingresó de urgencias en el Hospital de la Merced con fiebre, siendo el juicio clínico de "infección de las prótesis" que llevaba en el fémur.

Fallo multiorgánico
No obstante, y "como era Navidad", la intervención se programó para el 26 de diciembre, "el día siguiente al de la festividad de Nochebuena", cuando la paciente llegó al quirófano "en un estado pésimo", falleciendo a las 1,00 horas del 27 de diciembre de 2013 por parada cardiorespiratoria y fallo multiorgánico.

La sentencia acoge todos los argumentos de la defensa y del perito del demandante, condenando incluso a la aseguradora al pago de las costas procesales, pues considera probado que existió un retraso en el diagnóstico.

"Tales demoras incrementaron el riesgo de la intervención para la paciente por su mayor debilidad provocada por la infección aguda febril y por la mayor duración y complejidad de la intervención quirúrgica, lo que permite atribuir al SAS asegurado por la demandada la responsabilidad por el resultado del fallecimiento con origen inmediato en fallo multiorgánico derivado de patología cardíaca", señala el juez.

Ya somos 190.625