Por la revisión de los contadores de luz

Iberdrola provoca "indefensión" en usuarios a los que acusa de fraude, según la Generalitat Valenciana

Tras una nueva reclamación de FACUA, el Gobierno valenciano admite que las revisiones no se hacen con garantías. La asociación viene alertando de que las eléctricas sancionan por irregularidades que no prueban.

Iberdrola provoca "indefensión" en usuarios a los que acusa de fraude, según la Generalitat Valenciana

La Generalitat Valenciana pone en duda el protocolo que está siguiendo Iberdrola para regularizar los fraudes que dice detectar en los contadores de luz. Así, dicho organismo alerta de que la compañía sigue realizando la revisión de aparatos supuestamente manipulados sin las mínimas garantías para el usuario, aplicándole a éste sanciones sin que se haya probado el supuesto fraude.

Es el caso de la socia de FACUA Comunidad Valenciana María Antonia García Villar, a quien Iberdrola cargó una factura por una inspección que la eléctrica consideró irregular y para la que no la citó previamente. Así, a instancias de la afectada, FACUA interpuso una reclamación ante el Servicio de Industria y Energía de Valencia, que ahora ha resuelto en contra de la compañía: Iberdrola deberá reintegrar a nuestra socia el importe facturado por no haberle citado la fecha exacta de la actuación. Dicho organismo considera "imprescindible" que el proceso se ejecute con la presencia del usuario "para no generarle indefensión", un requisito que avalan tanto los informes de la propia Comisión Nacional de Energía como numerosa jurisprudencia al respecto.

En su resolución, Industria cuestiona la veracidad del fraude detectado e incluso insta a Iberdrola a que, si de verdad puede probar que el aparato ha sido trucado por el usuario, lo denuncie en el juzgado. Ello vuelve a poner el foco sobre la propia compañía y su falta del rigor y la diligencia debida a la hora de probar el supuesto fraude.

FACUA viene reclamando igualmente a la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) que impulse sanciones a las principales empresas eléctricas (Iberdrola, Endesa y Gas Natural Fenosa) por atribuir a los consumidores falsas manipulaciones de contadores y lucrarse de ello. De hecho, la legislación del sector establece el pago de incentivos a las eléctricas por los casos de fraude que detecten, lo cual podría llevar a que se hinchasen las cifras reales para enriquecerse irregularmente con el dinero público. En este sentido, la CNMC ya ha reconocido la necesidad de revisar ese actual sistema de incentivos proponiendo que sean las propias eléctricas las que sufraguen las pérdidas por ese concepto, y no el consumidor final.

En los últimos meses, FACUA ya ha tramitado numerosas reclamaciones de socios afectados ante la Consellería de Industria de la Comunidad Valenciana, que ha dado repetidamente la razón a la asociación pronunciándose contra Iberdrola por no existir suficientes pruebas de manipulación.

En todos los casos, la eléctrica fue obligada a rectificar y a devolver las facturas cargadas a sus clientes. En otras Comunidades, caso de Andalucía, también han prosperado numerosas reclamaciones de FACUA al respecto. Pero, sin embargo, no ocurre de igual manera en todas las Comunidades, como en Cataluña. Ello genera indefensión entre los usuarios, al derivarse resoluciones oficiales contradictorias y recibir un trato desigual en función del lugar donde residan.

Ya somos 188.901