25 millones de euros

La Audiencia Nacional suspende cautelarmente la multa de la CNMC a Iberdrola por manipular precios

La suspensión no implica que la empresa deje de pagar la sanción.

La Audiencia Nacional suspende cautelarmente la multa de la CNMC a Iberdrola por manipular precios
La sanción de 25 millones de euros a Iberdrola se refiere al incremento del precio de las ofertas de las centrales hidráulicas de Duero, Sil y Tajo a finales de 2013. | Imagen: flickr.com/aiaraldea (CC BY-SA 2.0).

La sección 4 de la Sala de lo Contencioso Administrativo de la Audiencia Nacional ha decidido suspender cautelarmente la sanción de 25 millones de euros que la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) impuso en 2015 a Iberdrola por manipular los precios de la electricidad disminuyendo la producción hidráulica  en 2013. En cualquier caso, la suspensión no implica que la empresa deje de pagar la sanción e incluso se le ha requerido que presenten una garantía de pago en el plazo de dos meses, informa el diario El País.

Iberdrola presentó un recurso contencioso administrativo contra la multa de la CNMC ante la Audiencia Nacional, por la elevada cuantía y con el argumento de que la exigencia de ejecución inmediata de la sanción no parece especialmente intensa desde el punto de vista del interés público. El abogado del Estado se opuso a esta suspensión porque considera que la suspensión tiene efectos perjudiciales para el interés público y dado que no se daba "apariencia de buen derecho".

La sanción de 25 millones de euros a Iberdrola se refiere al incremento del precio de las ofertas de las centrales hidráulicas de Duero, Sil y Tajo entre el 30 de noviembre de 2013 y el 23 de diciembre de 2013.

En la resolución, la CNMC se refiere a la conducta de Iberdrola como una "manipulación fraudulenta tendente a alterar el precio de la energía" eléctrica. El organismo afirma que la compañía, "consciente de la existencia de un escenario de elevada demanda al que corresponde el mes de diciembre, decide retirar una capacidad de producción para provocar un incremento adicional en el precio del mercado". Competencia indica que esta conducta  hizo que el precio del mercado diario estimado aumentase en unos 7 euros por megavatio hora (MWh). El beneficio propio ocasionado por esa actuación fue de unos 21,5 millones de euros, mientras que el impacto para el conjunto de la demanda se cifra en unos 105 millones de euros, según la CNMC.

En su recurso presentado ante la Audiencia Nacional, Iberdrola argumenta que el planteamiento de fondo para imponer la sanción va en contra de la doctrina del Tribunal Supremo sobre el mercado mayorista de la electricidad. Ésta, según la empresa, recoge que las ofertas que se presentan al mercado liberalizado "no tienen que responder necesariamente a una determinada relación coste-precio y la decisión legislativa de liberalizar el mercado de generación de electricidad implica que son las empresas quienes asumen el riesgo de quedar excluidas de la casación si sus precios son mayores que los de otras".

Además, la empresa argumenta que su comportamiento fue racional y legítimo y los hechos en los que se basa el expediente se interpretan y califican por la CNMC de manera incorrecta y sesgada a través de una serie de inconsistentes juicios de intenciones.

Industria cambió el sistema de fijación de precios

Las sospechas de que Iberdrola había manipulado el mercado llevaron al Gobierno a cambiar todo el sistema de fijación de precios. Por esto, Industria decidió suspender la subasta Cesur, celebrada el 19 de diciembre de 2013, para evitar que la luz subiera de golpe casi el 11%. Sin embargo, el nuevo sistema de fijación de precios no hizo más que ayudar al sector a aumentar sus márgenes un 30% en menos de un año, como ha revelado el último informe de la CNMC.

FACUA viene reclamando una intervención contundente en el sector para que el Gobierno el que establezca periódicamente unas tarifas máximas sobre la base de los costes reales de la generación energética, de manera que los usuarios dejen de ser víctimas de prácticas oligopolísticas.

La asociación también reclama una auditoría histórica del déficit de tarifa y un cambio legal para prohibir las puertas giratorias mediante las que las eléctricas fichan a expresidentes, exministros y otros altos cargos gubernamentales y los gobiernos incorporan como altos cargos a exconsejeros de estas compañías.

Ya somos 190.562