Falta de controles de la Junta y los ayuntamientos

FACUA Córdoba reclama más inspecciones a los establecimientos de hostelería

Los intoxicados por consumo de caracoles en mal estado muestran la falta de controles por parte de la Administración.

FACUA Córdoba reclama más inspecciones a los establecimientos de hostelería
FACUA Córdoba solicita al Servicio Andaluz de Salud y las autoridades de Consumo celeridad y la máxima transparencia para esclarecer las causas de la intoxicación por consumo de caracoles en mal estado. | Imagen: flickr.com/bocadorada (CC BY-SA 2.0).

FACUA Córdoba reclama a los ayuntamientos de Córdoba y la provincia y a la Junta de Andalucía que refuercen los controles e inspecciones en los establecimientos de hostelería en periodos de gran afluencia de consumidores como es la temporada actual de consumo de caracoles.

El caso de las personas intoxicadas por ingerir este producto con posible contaminación por retama blanca en bares y restaurante de Córdoba y la provincia a finales del mes de marzo pone de manifiesto la falta de controles y la insuficiencia de la actual normativa, fundamentada en el autocontrol por parte de los empresarios.

En este sentido, FACUA Córdoba solicita al Servicio Andaluz de Salud y las autoridades de Consumo celeridad y la máxima transparencia para esclarecer las causas de la intoxicación, además de que especifiquen las medidas adoptadas para asegurar que una situación como esta no vuelve a repetirse durante resto de la temporada de caracoles.

La asociación comprende la cautela que el Servicio Andaluz de Salud debe seguir en el esclarecimiento de este asunto, pero reclama que urgentemente se ponga en marcha una campaña dirigida a recordar a los empresarios sus obligaciones y a los consumidores las precauciones que deben seguir a la hora de adquirir productos de alimentación.

FACUA Córdoba fundamenta su reivindicación en la alarma social que han generado los hechos ocurridos y la falta de información acerca de los responsables. Hasta la fecha ha trascendido que la intoxicación se ha limitado a cuatro municipios de la provincia, entre ellos Córdoba y la Rambla. Sin embargo, es imprescindible la máxima claridad e información en este sentido, que eviten las falsas alarmas y den seguridad a las miles de personas que consumen a diario más de dos toneladas de caracoles.

La asociación señala que las administraciones públicas (Junta de Andalucía y ayuntamientos  de Córdoba y provincia) tienen la obligación de asegurar a la ciudadanía que pueden consumir alimentos sin riesgos para su salud durante lo los días que restan de la temporada de caracoles. 

FACUA Córdoba también viene reclamando desde hace años más inspecciones durante el Carnaval, Mercado Medieval, Feria, etc, unos periodos en el que muchos establecimientos de hostelería amplían su actividad, por ejemplo, vendiendo comida al exterior (bocadillos y bebidas), actividad a la que se unen empresas que no pertenecen a este sector el resto del año.

Ante hechos como éste, FACUA Córdoba reitera que deben reforzarse los mecanismos e instrumentos de alerta y prevención, avanzarse en un mayor grado de transparencia e información sobre los productos de alimentación y sus riesgos, además de integrar a los representantes de los consumidores en las redes de alerta y valoración de riesgos, otorgándole un papel activo en las mismas.

Recomendaciones a los usuarios

FACUA Córdoba recomienda a los consumidores que no compren productos de alimentación en aquellos establecimientos donde las condiciones de conservación de los alimentos o la limpieza de los empleados sean dudosas.

Además, la asociación aconseja a aquellas personas que consideren que han sufrido algún tipo de perjuicio para su salud provocado  por el consumo de alimentos en mal estado que, como primera actuación, presenten una denuncia contra el establecimiento en el que adquirieron el producto ante la Delegación de la Consejería de Salud. A tal efecto, es importante aportar copia de los tickets o facturas de compra, que el usuario debe conservar en su poder.

Por otra parte, y en relación con las posibles reclamaciones de indemnización de los daños y perjuicios sufridos, la asociación recuerda que los afectados disponen del plazo de un año para interponer las posibles demandas judiciales, contado desde la fecha en la que reciban el alta o de  se determinen las secuelas que la intoxicación pueda dejarles.

Por ello, FACUA Córdoba recomienda cautela a la hora de contratar a tal efecto los servicios de cualquier equipo jurídico, y aconseja que, antes de hacerlo, se espere a que se conozca el resultado de las investigaciones que está realizando la Consejería de Salud.

La asociación se pone a disposición de los afectados por este incidente, a los que recuerda que pueden contactar con la misma a través de su teléfono de Atención al Consumidor (957 488 108), mediante correo electrónico dirigido a la cuenta cordoba@facua.org, a través de sus perfiles en las redes sociales (facebook y twitter), o personalmente en sus oficinas (en Córdoba, en Calle Doce de Octubre, 16). 

Ya somos 190.685