Todas

Elecciones en España y en las grandes potencias mundiales

Estados Unidos y Rusia también han celebrado comicios en 2016: Donald Trump derrota a Hillary y las encuestas mientras Vladimir Putin arrasa de nuevo alargando así su supremacía.

Por Carlos Puente Martín

El año 2016 pasará a la historia por las peculiaridades de las elecciones en varios países, entre ellos España, que ha tenido un Gobierno interino durante 319 días tras las elecciones de generales del 26 de junio de 2015. En ellas el más votado fue el Partido Popular con 123 escaños, aunque no alcanzaba la mayoría absoluta y resultaba inviable un gobierno de coalición.

Durante la campaña no faltaron voces que acusaron a Podemos de estar financiado por el gobierno de Venezuela, con lo que el país sudamericano entró en la campaña electoral española aunque dicho partido desmintió las acusaciones. Además, los vencedores en votos reclamaban el Gobierno por esa razón, sin entender que en un sistema parlamentario forma gobierno quien es capaz de reunir el mayor número de escaños o se asegura en minoría una legislatura estable mediante acuerdos o coaliciones. Falta formación en los políticos.

La repetición de las elecciones generales en junio de 2016 mejoraron los resultados del Partido Popular a 137 escaños, mientras que el Partido Socialista Obrero Español, con 85, y Ciudadanos, con 32, empeoraron su situación. Unidos-Podemos pasaba de 69 a 71 escaños. Aun así, en una pretendida coalición de PP y Ciudadanos, ambos no podían formar un gobierno estable. Por tanto, se necesitaba la colaboración del PSOE que podría asegurar la investidura y, eventualmente la legislatura.

Esta situación provocó una guerra fratricida en el seno del PSOE, que costó el cese de su secretario general, Pedro Sánchez, de forma muy poco ortodoxa. Está claro que la democracia sigue estando ausente de las instituciones y de los partidos políticos, a pesar de que la Constitución española de 1978 exige, en su artículo 6, que "su estructura interna y funcionamiento deberán ser democráticos".

En la votación del sábado 29 de octubre, por primera vez en la democracia española, 15 diputados del PSOE rompieron la disciplina de voto de su propio partido. Se aplicaba por primera vez el artículo 67.2 de la Constitución, que dice: "Los miembros de las Cortes Generales no estarán ligados por mandato imperativo". Al exigirse la mayoría simple en la segunda votación de investidura, Mariano Rajoy salió victorioso con 170 votos a favor y la abstención de 68 parlamentarios socialistas.

Tras ello, los diputados socialistas que ejercieron su derecho con un voto negativo a la investidura se han visto sancionados por la gestora del partido. El PSOE deberá refundarse. El jueves 3 de noviembre el presidente Rajoy anunciaba los miembros de su gabinete y se ponía fin a la interinidad del gobierno. Finalmente, el 17 de noviembre se procedía a la apertura solemne de la XXII Legislatura.

El caso de Rusia

En el resto del mundo, fue el domingo 18 de septiembre cuando casi 110 millones de ciudadanos de la Federación Rusa estaban convocados a las elecciones para cubrir 450 escaños en la Duma, o cámara baja, mediante un sistema mixto. En realidad sólo el 50 % ejercieron su derecho. La mitad de los diputados eran elegidos mediante listas de los partidos por el sistema proporcional y los otros 225 por distritos mediante el sistema mayoritario. La cámara alta o Consejo de la Federación cuenta con 178 representantes. Rusia tiene un sistema semi presidencialista y el presidente puede vetar proyectos de ley.

A las elecciones a la Duma concurrieron 14 partidos políticos por una legislatura de 5 años, tras la modificación de 2008, pero se necesitan un mínimo del siete por ciento de los votos para obtener representación. Hasta ahora sólo cuatro partidos políticos están representados: Rusia Unida, considerado nacionalista de centro y liderado por el actual primer ministro Dimitry Medeved, y al que pertenece el presidente Vladimir Putin; el Partido Liberal Democrático, cuyo líder es Vladimir Zhirinovsky, de tendencia nacionalista reformista; el Partido comunista de la Federación Rusa liderado por Zhuganov; y el Partido Rusia Justa, que reúne grupos de tendencia popular y socialista. En estas elecciones el partido de Putin, Rusia Unida, con el 44,5 % de los votos y 343 parlamentarios, arrasó. En segundo lugar está el Partido comunista con 42 escaños, delante del nacionalista Partido Liberal Democrático con 39.

Lo interesante en estas elecciones es que acudía un segundo Partido comunista, de tendencia estalinista, el ex primer ministro Kasianov con Boris Yeltsin, al frente del Partido por la libertad del pueblo, y el tradicional partido Yabloka, de Yablinsky, considerado ecologista y social liberal con pretensiones de integrar Rusia en la Unión Europea.

Rusia acudía a estas elecciones tras un periodo de recesión, la crisis de Ucrania-Crimea, las sanciones económicas y el hundimiento del precio del petróleo, fundamental para su balanza comercial. Los gobiernos de Letonia y Lituania han solicitado que no se reconozcan los resultados electorales en Crimea, por la supuesta anexión por Rusia.

Esta actitud de los países bálticos, donde no se respetan los derechos de las minorías rusas, puede provocar tensiones en el seno de la Unión Europea. Putin ha dirigido la Federación Rusa, como presidente de la Federación o como presidente del Gobierno desde 1999 y su actual mandato presidencial terminará en 2018, tras la ampliación de 4 a 6 años, si no se alterna otra vez con el actual primer ministro Medevev. ¡Todo un record!

América y las encuestas

En América, las elecciones presidenciales del 8 de noviembre en Estados Unidos ponen fin al segundo mandato de Barack Obama de una forma inédita. Tras la selección surgida de las primarias en los dos partidos políticos, el candidato republicano Donald Trump se enfrentó a Hillary Clinton, representante por el partido demócrata, ex secretaria de Estado y cónyuge del ex presidente William Bill Clinton.

Las continúas provocaciones racistas y misóginas del histriónico empresario Trump le alejaron de su rival y de las minorías, especialmente de los afro-americanos y los hispanos, que constituyen el grupo más importante del gran país americano. Sin embargo, la reapertura del asunto de los emails de Hillary, a instancias del FBI en el momento más inoportuno de la campaña redujo la distancia entre ambos hasta un empate técnico, según los sondeos.

La victoria de Trump arruinó las encuestas. Durante la campaña el presidente ruso Putin ha sido aludido continuamente por la candidata demócrata, como "aliado" de Trump, con quien sólo tiene en común sus dos mujeres, la eslovaca Ivana y la eslovena Melania, que son eslavas. EEUU es una gran potencia y cuenta con medios para evitar cualquier injerencia de otro país extranjero.

Para constituirse en presidente el candidato necesita 270 compromisarios, de un total de 435 votos por el Congreso y 100 por el Senado. El sistema electoral de Estados Unidos resulta incomprensible para los europeos, ya que el ciudadano no vota directamente al presidente. Así, la más antigua democracia moderna del mundo dispone de un sistema muy poco democrático y transparente.

Además, el recuento de los votos se realizará el 6 de enero en una sesión en el Congreso y la toma de posesión del presidente electo tendrá lugar el 20 de enero de 2017. Mientras tanto cientos de manifestaciones en contra del presidente electo recorre EEUU, lo cual no es un buen augurio. De todas formas, el nuevo presidente americano tendrá que condicionar su política a los intereses económicos y militares.

__________

Carlos Puente Martín es economista-abogado y miembro de la Junta Directiva de FACUA.

Hazte socio pleno o inicia sesión para leer el último Consumerismo
Ya somos 45.118