Los nuevos precios entran en vigor a finales de abril

FACUA denuncia a Vodafone por subir sus tarifas de 2 a 5 euros sin respetar los contratos de permanencia

La asociación considera que el incremento es ilegal dado que el vínculo obliga tanto a los clientes como a la empresa. Los afectados pueden reclamar la anulación de la subida o el pago de penalizaciones.

FACUA denuncia a Vodafone por subir sus tarifas de 2 a 5 euros sin respetar los contratos de permanencia

FACUA-Consumidores en Acción ha denunciado a Vodafone por subir las tarifas entre dos y cinco euros sin respetar los compromisos de permanencia adquiridos con los clientes en sus contratos. La asociación recuerda que estos vinculan tanto a los usuarios como a la empresa.

La denuncia se ha remitido a la Dirección General de Consumo de la Comunidad de Madrid, donde Vodafone tiene su sede social.

La operadora se dispone a aplicar los incrementos tanto en sus tarifas móviles como en sus paquetes de móvil, fijo, internet en casa y televisión. En el caso de las primeras, todas suben dos euros: la tarifa Mini S sube de 14 a 16 euros y la Smart S de 25 a 27, mientras que Red M aumenta de 35 a 37 euros y la Red L de 45 a 47.

En cuanto a las tarifas convergentes, Vodafone One S sube de 50 a 53 euros para 50 megas, de 58 a 61 euros para la de 120 megas y de 62 a 65 euros para 300 megas, mientras que One M aumenta desde los 61 a los 64 euros para 50 megas, de 69 a 72 euros para 120 megas y de 73 a 76 euros para 300 megas. Por su parte, Vodafona One L incrementa sus precios desde los 72 a los 77 euros para los 50 megas, de los 80 a los 85 euros para los 120 megas y desde los 84 a los 89 euros para los 300 megas.

La empresa, cuyos nuevos planes de precios entrarán en vigor a partir del próximo 28 de abril tanto para clientes nuevos como actuales, ofrece a cambio un mayor consumo de datos, pero no da la opción a los consumidores de mantener las condiciones y, por tanto, la tarifa anterior.

Una práctica abusiva

FACUA subraya que la modificación unilateral de los precios es una práctica abusiva, al no respetarse ningún compromiso temporal de mantenimiento de las condiciones y prestaciones acordadas con el consumidor. Sin embargo, la empresa sí firma con un gran número de clientes compromisos de permanencia que conllevan para el consumidor el pago de penalizaciones en el caso de que decidiera resolver anticipadamente el contrato.

La Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios recoge, en su artículo 82, que son cláusulas abusivas aquellas "no negociadas individualmente" y "no consentidas expresamente" que, entre otras cosas, "vinculen el contrato a la voluntad del empresario" y "determinen la falta de reciprocidad en el contrato".

Los afectados pueden ir a tribunales

FACUA recomienda a aquellos clientes de Vodafone a los que se les va a aplicar la subida de tarifas y que tengan firmado un compromiso de permanencia de uno o dos años, según las características del contrato, que denuncien a la empresa ante las autoridades de Consumo de su comunidad autónoma para que multen a la compañía.

Asimismo, pueden acudir a los tribunales sin necesidad de abogado ni procurador para reclamar la devolución de la cuantía de la subida o, si se dan de baja, el pago de la penalización correspondiente por parte de la compañía. Los afectados pueden acudir al juzgado correspondiente de su localidad para denunciarla a través de un procedimiento verbal por incumplimiento de las condiciones ofertadas y contratadas.

Además del escrito con el motivo de la denuncia, los usuarios tienen que presentar copia del DNI o tarjeta de residencia, un recibo que acredite que son clientes de Vodafone y, si reclaman el pago de la penalización por incumplimiento de la permanencia, una copia del contrato.

Se trata de la tercera subida de precios que FACUA denuncia en las últimas semanas, después de haberlo hecho con la que acaba de poner en marcha Movistar para sus paquetes Fusión, y la que aplica desde febrero Orange para su recién lanzada tarifa Love.

Ya somos 200.209