Quedó retenido tres meses en Argentina

DHL, multada: se negó a entregar un envío si el usuario no pagaba el doble del precio y lo devolvió roto

Tras la denuncia de FACUA, la Junta ha multado a la empresa por facturar un servicio no prestado: Primero cobró 157 euros, luego pidió 138 euros para la aduana y finalmente cobró 38 euros más por devolverlo.

DHL, multada: se negó a entregar un envío si el usuario no pagaba el doble del precio y lo devolvió roto

FACUA-Consumidores en Acción ha conseguido que la Junta de Andalucía imponga una sanción económica a la empresa de transportes DHL por negarse a atender la reclamación de su socio Fernando Rodríguez-Izquierdo, que exigía la devolución del importe cobrado por el envío de un paquete que no llegó a entregarse a su destinatario.

La Junta ha informado de que la multa ha sido abonada, pero no ha querido especificar a la asociación su cuantía. "Me parece lamentable que la autoridad de consumo de la Junta oculte el importe de la multa impuesta a DHL, que a fecha de hoy sigue sin devolverme mi dinero", critica el usuario.

Fernando quiso enviar desde Sevilla a Argentina un objeto con un valor de 54 euros, y para ello contrató los servicios de DHL, que le cobró por llevar el paquete a su destino 157 euros. Pasados casi tres meses, el afectado comprobó que el destinatario no había recibido el paquete, por lo que se puso en contacto con la empresa. DHL respondió que el envío se encontraba retenido en la aduana de Argentina, donde reclamaban el pago de 149 dólares (unos 138 euros), los cuáles, según la empresa, debían ser abonados por el destinatario.

En su página web, la empresa DHL informa de que los envíos de mercancías a determinados países deben pasar por la aduana y advierte que ello puede generar "ciertos gastos que deberá pagar el destinatario". Pero se refiere específicamente a Bolivia, Colombia, Ecuador y Perú, y en ningún momento menciona a Argentina.

Ante la actitud de la empresa, el afectado puso el asunto en manos de FACUA. La asociación presentó en su nombre una reclamación ante DHL, en la que pedía que el paquete fuera entregado en el domicilio del destinatario sin que ello supusiera un sobrecoste para el remitente, o, en caso contrario, que se le devolviera el paquete.

FACUA apelaba en su escrito a la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios, en la que se establece que la empresa está obligada a informar, entre otras circunstancias del servicio o bien ofrecido, “del precio completo, incluidos los impuestos o presupuestos, en su caso” (artículo 60).

Tras la reclamación de la asociación, la empresa de mensajería optó por devolver a su remitente el envío que no había podido ser entregado a su destinatario en Argentina. Pero, no sólo no le reembolsó la cantidad pagada por un servicio que no llegó a prestarse, sino que le cobró 37,74 euros más por la devolución del paquete, que estaba abierto y cuyo contenido había sufrido daños.

Por este motivo, FACUA presentó una denuncia ante la Dirección General de Consumo de la Comunidad de Madrid, donde radica la sede central de la compañía DHL. La Administración madrileña trasladó el asunto a la andaluza por una cuestión de competencia territorial.

Ante la lentitud de la Junta de Andalucía en resolver la reclamación, FACUA presentó una queja ante el Defensor del Pueblo Andaluz, que la admitió a trámite y elevó una queja ante la Admininistración autonómica. Posteriormente, el Servicio de Consumo de Sevilla abrió un expediente contra DHL, que, tras más de dos años de demora, se resolvió con una sanción económica a la empresa de mensajería.

Ya somos 194.082