Los jubilados, víctimas de fraudes en las 'excursiones con trampa'

FACUA desarrolla una campaña para hacer frente a los fraudes a la tercera edad.

La Federación de Asociaciones de Consumidores y Usuarios de Andalucía (FACUA) desarrolla una campaña patrocinada por la Dirección General de Comercio, Consumo y Cooperación Económica de la Junta de Andalucía para hacer frente a los fraudes de los que son objeto los consumidores de la tercera edad. En el marco de esta campaña, el último número de la revista Consumerismo, que edita la Federación, dedica un informe al oscuro negocio de las excursiones con trampa, una curiosa modalidad turística que en muchas ocasiones se desarrolla al margen de la ley.

Cada año se mueven varios miles de millones de pesetas a través de un negocio que tiene a los pensionistas entre sus clientes preferidos. Numerosas empresas organizan excursiones a muy bajo precio con el único fin de vender un sinfín de productos, que suelen presentarse como poseedores de milagrosas propiedades curativas, a través de agresivas técnicas comerciales que muchas veces llegan al fraude. Es el negocio de las excursiones con trampa.

El reclamo es una excursión, generalmente de un día, con desayuno y almuerzo incluidos, a precios sospechosamente baratos, de incluso menos de 1.000 pesetas. La verdadera finalidad del viaje suele disimularse e incluso ocultarse en su publicidad. Generalmente, los anuncios mencionan de pasada la existencia de demostraciones publicitarias, presentaciones comerciales… incluidas en el programa de la excursión.

Estas sesiones publicitarias son la verdadera finalidad de los viajes, y la vía por la que las empresas obtienen sus millonarios beneficios. Y es que los organizadores de las excursiones no son, en casi ningún caso, agencias de viajes. Se trata de fabricantes o importadores de un sinfín de artículos que, en lugar de comercializarlos en tiendas o por correo, lo hacen a través de estas excursiones.

Para organizar excursiones es necesario tener una licencia para dedicarse a la actividad turística, pero la mayoría de estos empresarios se limitan a contratar los servicios de una empresa de autocares, desarrollando así los viajes al margen de la ley.

Sanciones a dos empresas

Tras las denuncias de FACUA, la Junta de Andalucía sancionó hace dos años a las empresas Fomento de Ocio (Sevilla) y Termeulén Andalucía (Málaga) con multas de 100.000 y 200.000 pesetas, respectivamente, por organizar excursiones sin contar con la preceptiva licencia, una práctica bastante común en este tipo de empresas.

La duración de las presentaciones comerciales puede ser desde una hasta cinco horas -como ocurría hace unos años con Viajes Panorama- y en muchos casos se llega prácticamente a prohibir a los excursionistas que abandonen el lugar donde se celebran.

Los productos que se venden con esta técnica van desde las famosas mantas de merino, cuyas falsas propiedades terapéuticas van acompañadas muchas veces de la inexistencia de este material en su composición, hasta imanes que convierten el agua en un mágico elixir para curar todo tipo de males.

Pero el engaño no sólo se produce con estos falsos productos milagro; también se venden vajillas, mantelerías y todo tipo de artículos presentados como ofertas únicas a precios sin competencia, que sólo pueden adquirirse en ese momento y lugar, y que generalmente se encuentran en cualquier establecimiento e incluso a mitad de precio.

Qué dice la ley

La Ley de Comercio Interior de Andalucía y la Ley 26/91 establecen que los productos comprados fuera de las tiendas tienen un plazo de siete días para su comprobación. Si al llegar a su casa decide que no le interesa quedárselo, puede devolverlo en ese plazo. Para ello, debe enviar a la empresa vendedora el documento de revocación por correo certificado con acuse de recibo solicitando la devolución del dinero.

De no hacerlo en esos siete días, el consumidor difícilmente podrá recuperar su dinero si se arrepiente de la compra, a no ser que la empresa se comprometa a un plazo mayor en el contrato o la publicidad; que el producto esté en malas condiciones o no cumpla con lo ofertado por escrito; o que el contrato no incluya el documento de revocación, con lo cual sería totalmente nulo.

Consejos para evitar fraudes

FACUA advierte a los usuarios que acudan a estas excursiones que tengan en cuenta una serie de consejos:

- No existen productos milagrosos. Si la medicina no puede con sus males, ningún charlatán va a descubrirle el remedio. Sepa que la ley prohíbe promocionar un producto -que no sea un medicamento- atribuyéndole la prevención de enfermedades o la curación de dolencias.

- Valore si realmente le interesan los productos que le ofrecen, independientemente de que se los presenten como una oferta excepcional que nunca se repetirá, y después compárelo con otros que pueda comprar en las tiendas. Si merece la pena, no dude que podrá llevárselo en una próxima excursión.

- Si alguno de los excursionistas intenta convencerle de que el producto que le ofertan es una maravilla porque él ya lo ha comprado, desconfíe. Los organizadores de estos viajes suelen usar ganchos entre el público.

- Desconfíe si no le dejan leer detenidamente el contrato de compra o no le permiten llevárselo a su casa. Si decide comprar, no firme ningún documento sin leerlo.

- Quédese también con los folletos publicitarios que le ofrezcan; todo lo que oferten debe cumplirse por ley.

Ya somos 198.356