Tras la denuncia de FACUA, Extremadura sustituye la línea 901 de atención sanitaria por una gratuita

La asociación denunció en septiembre del año pasado que la Junta mantenía abiertos teléfonos 901 y 902 ignorando el acuerdo alcanzado en la Asamblea autonómica.

Tras la denuncia de FACUA, Extremadura sustituye la línea 901 de atención sanitaria por una gratuita

La Junta de Extremadura ha anunciado que a partir del 8 de marzo habilitará por fin un nuevo teléfono de cita previa en la asistencia sanitaria, totalmente gratuito, que sustituirá a la línea 901 que venía manteniendo hasta ahora. La decisión se produce dos años después de que la Asamblea de la comunidad reclamara al gobierno autonómico que adoptara la medida tras la denuncia que hizo FACUA-Consumidores en Acción y que recogió el grupo parlamentario de Ciudadanos.

El incumplimiento de esta propuesta ya fue denunciado por la asociación en noviembre de 2017, debido a que más de año y medio después de aprobar la sustitución el gobierno de Extremadura aún publicitaba las líneas 901 y 902. Además, no se informaba en ningún momento de los costes que ocasionaban estos teléfonos.

Ahora, la Junta de Extremadura ha comunicado que el nuevo teléfono de atención primaria será un 900, con un horario de 7 a 22 horas los días laborables y de 9 a 22 horas los sábados, domingos y festivos. FACUA advierte que el cambio aún no se ha hecho efectivo en todas las webs de la Administración y exige a la Junta que actualice el directorio de teléfonos para que quede reflejada la nueva línea.

Además, el gobierno extremeño aún mantiene una línea 901 en sus servicios de atención a la dependencia y al desempleo, dando un teléfono alternativo con prefijo geográfico, pero sólo como segunda opción, publicitando siempre en primer lugar el 901. La asociación. por tanto, insta a la Junta de Extremadura a que elimine estos teléfonos de forma urgente y los sustituya por otros que no supongan costes a los usuarios.

FACUA recuerda que las líneas 901 y 902 suponen un encarecimiento injustificado de la factura de los ciudadanos e insiste en la necesidad de que las distintas administraciones cambien estos teléfonos por otros gratuitos, los 900 u 800, o de prefijo geográfico. Se trata de una reivindicación histórica de la asociación, que ya reclamó en 2015 al Ministerio de Industria que eliminara los sobrecostes del 902 y los incluyera dentro de la tarifa plana.

Además, a nivel nacional, FACUA tiene en marcha la campaña #Stop902 con el objetivo de movilizar a los ciudadanos contra este tipo de abusos en los teléfonos de atención al consumidor, que utilizan tanto empresas privadas como el sector público. Los usuarios pueden sumarse a ella en la web FACUA.org/Stop902.

Ya somos 225.974