Carrefour cargó a un usuario durante meses comisiones de 30 euros por adeudar recibos que nunca le pasaba

Ha anulado los cargos tras la reclamación de FACUA Sevilla. La empresa le enviaba cartas para instarle a pagar en un plazo que ya había caducado cuando las recibía.

Carrefour cargó a un usuario durante meses comisiones de 30 euros por adeudar recibos que nunca le pasaba
Rafael Borrego, socio de FACUA Sevilla que ha logrado con su equipo jurídico resolver esta pesadilla con la financiera de Carrefour.

FACUA Sevilla ha logrado que el Servicio Financiero de Carrefour anule las comisiones por impago y los intereses de demora que durante meses cargó indebidamente a un usuario de su tarjeta de crédito Pass. La empresa le notificaba que su banco estaba rechazando unos recibos que en realidad nunca le pasaba. Además, las notificaciones en las que le instaba a pagar llegaban a su domicilio con posterioridad a la fecha tope que le daba para regularizar la situación.

A comienzos de 2018, Rafael Borrego comenzó a recibir cartas del Servicio Financiero de Carrefour requiriéndole el pago de deudas de su tarjeta de crédito. El plazo que le daban para ponerse al día siempre se correspondía con una fecha anterior a la de la llegada de la carta, con lo que la empresa acababa aplicándole intereses de demora, además de comisiones de 30 euros por reclamarle el pago.

Cuando Rafael contactó con el servicio de atención al cliente, le aseguraron que era el banco el que rechazaba los recibos, pero el afectado comprobó que siempre había tenido saldo suficiente en su cuenta y que el origen del problema estaba en que en realidad la financiera de Carrefour no cargaba las cantidades en su cuenta.

Amenazas con incluirlo en un fichero de morosos

Aunque el usuario pagaba los gastos que había hecho con su tarjeta cada vez que recibía las notificaciones, Carrefour no sólo seguía sin cargar los recibos a través de su banco ni anular las comisiones por impago, sino que comenzó a amenazarle con incluirlo en un fichero de morosos.

Ante la kafkiana situación, el usuario optó por cancelar la tarjeta de crédito de Carrefour, pero acto seguido comenzó a recibir un aluvión de llamadas de una empresa de gestión de cobros, Codeactivos, que le reclamaba el pago de las penalizaciones sin prestar atención a las explicaciones que daba Rafael sobre el error que había dado lugar a ellas.

Fue entonces cuando Rafael decidió acudir a FACUA Sevilla para que emprendiera acciones en defensa de sus derechos. "Era una continua tomadura de pelo. No paraban de llamarme para decirme que me iban a meter en un registro de morosos cuando no debía absolutamente nada", explica el usuario.

El equipo jurídico de la asociación reclamó a la financiera de Carrefour que anulara las comisiones por impago e intereses de demora cargados en las cantidades requeridas, dado que dicha demora solo era responsabilidad de la compañía por no haber avisado a tiempo al usuario. Además, FACUA Sevilla insistía en que la modalidad de tarjeta contratada por Rafael implicaba el cobro directo en la cuenta, algo que no se estaba produciendo.

Tras la reclamación de la asociación, la financiera de Carrefour ha realizado "la regularización de la deuda, constando la misma anulada" desde la fecha de su comunicación. "Llevo confiando en FACUA Sevilla desde hace muchos años por un problema que tuve con el coche. Para mí, es como un seguro de vida. Una vez más, me han resuelto otro problema", explica Rafael.

Ya somos 221.957