La autoridad de telecomunicaciones tarda 4 años en resolver una denuncia por una penalización fraudulenta

Tras acudir FACUA al Defensor del Pueblo, la Secretaría de Estado para el Avance Digital ha resuelto que Jazztel debe devolver los 150 euros que cobró a una usuaria por una permanencia improcedente.

La autoridad de telecomunicaciones tarda 4 años en resolver una denuncia por una penalización fraudulenta

La autoridad de telecomunicaciones del Gobierno de España ha tardado cuatro años en resolver la denuncia de una usuaria contra Jazztel por un importe de 150 euros que tuvo que abonar por el incumplimiento de una permanencia que realmente había vencido. Tras las actuaciones de FACUA-Consumidores en Acción y la intervención del Defensor del Pueblo, la Secretaría de Estado para el Avance Digital (SEAD) ha resuelto que la operadora debe devolver el dinero a la usuaria.

Saladina S. G., residente en Vizcaya, decidió realizar una portabilidad de su línea telefónica el 18 de febrero de 2014 de Jazztel a otra compañía. Para su sorpresa, la operadora le cobró 150 euros por el incumplimiento del compromiso de permanencia, pese a que el contrato establecía que era de doce meses y Saladina se dio de alta en Jazztel el 1 de febrero de 2013, por lo que ya había vencido.

La usuaria decidió entonces acudir a FACUA para que ejerciera acciones en defensa de sus derechos. El equipo jurídico de la asociación reclamó a Jazztel la devolución de los 150 euros. La operadora, sin embargo, se negó a atender las pretensiones de FACUA.

La asociación se dirigió a la Secretaria de Estado de las Telecomunicaciónes y para la Sociedad de la Información (Setsi) -actualmente extinta- en enero de 2015 para que instara a Jazztel a devolver el dinero a Saladina. El organismo, en julio del mismo año, desestimó la reclamación de FACUA al entender que "el operador ha demostrado que la cantidad que pretende cobrar se corresponde con beneficios realmente disfrutados por la reclamante".

La asociación decidió recurrir la resolución incidiendo nuevamente en que la usuaria no había incumplido en ningún momento el compromiso de permanencia. La Setsi nunca dio respuesta a este recurso, pese a los reiterados requerimientos de información por parte de FACUA durante los años siguientes.

En junio de 2018, el equipo jurídico de la asociación acudió al Defensor del Pueblo del País Vasco (Ararteko) para presentar una queja contra la Secretaría de Estado para la Sociedad de la Información y la Agenda Digital, que había adquirido las competencias de la antigua Setsi. Ararteko remitió la queja al Defensor del Pueblo estatal, que se dirigió al organismo solicitando una resolución definitiva del recurso.

Finalmente, ha sido la SEAD, que ejerce en la actualidad las competencias en telecomunicaciones, quien ha dado una respuesta definitiva, estimando las pretensiones de la usuaria y reconociendo el carácter ilegítimo del cobro de la penalización. Tras la resolución de la SEAD, Jazztel -propiedad de Orange- ha terminado devolviendo los 150 euros a Saladina.

Ya somos 221.778