Un año después, la Junta se niega a aclarar si multó a la piscina de Linares que ofertaba abonos sexistas

FACUA Andalucía denunció en mayo de 2018 a Piscinas Benidorm por publicitar un bono "especial señoritas 18 a 28 años". El Servicio Provincial de Consumo sólo informó de que abría expediente sancionador.

Un año después, la Junta se niega a aclarar si multó a la piscina de Linares que ofertaba abonos sexistas

Un año después de que resolviera abrir un expediente sancionador contra Piscinas Benidorm debido a la publicidad sexista de un abono "especial señoritas 18 a 28 años", el Servicio Provincial de Consumo de Jaén se niega a aclarar si el procedimiento terminó con la imposición de una multa. FACUA Andalucía se ha dirigido hasta en dos ocasiones al organismo solicitando que le comunique la resolución.

En los escritos de respuesta, el Servicio de Consumo se excusa en que la obligación de comunicación al denunciante se limita a dos supuestos recogidos en la Ley de Procedimiento Administrativo Común de las Administraciones Públicas. En concreto, en el artículo 62.3, que establece que "cuando la denuncia invocara un perjuicio en el patrimonio de las Administraciones Públicas la no iniciación del procedimiento deberá ser motivada y se notificará a los denunciantes" y el artículo 64.1, según el cual "la incoación se comunicará al denunciante cuando las normas reguladoras del procedimiento así lo prevean". La Administración afirma, sin aportar más explicaciones, que "no cabe subsumir la denuncia que nos ocupa en ninguno de ellos".

FACUA Andalucía advierte de que negar la información acerca de la imposición de sanciones es una práctica habitual de los servicios de Consumo de la Junta, lo que está obligando a la federación a dirigirse en todas las ocasiones al Defensor del Pueblo Andaluz. FACUA Andalucía espera que el nuevo gobierno de la Junta deje de incurrir en esta práctica y considere de una vez a la federación parte interesada en los expedientes incoados a raíz de sus denuncias, de forma que puedan presentar alegaciones a los mismos y conocer con antelación suficiente si acaban en multa y su cuantía.

La federación denunció a la empresa en abril de 2018 tras ser informada de la existencia de la publicidad por el colectivo jienense Acción Feminista. La federación señaló en el escrito que el folleto incluía las diferentes tarifas de las que disponía la piscina para la temporada veraniega de 2018: Mayores de 55 años por 99,95 euros, adultos por 84 euros, jóvenes de 12 a 30 años por 69,50 euros y niños de 3 a 12 años por 48,50 euros. Es aquí dónde aparecía el bono "especial señoritas de 18 a 28 años", el único que hace diferenciación por género y que tiene un precio de 60 euros.

Así, FACUA Andalucía entendia que Piscinas Benidorm vendía este bono como un supuesto privilegio para las mujeres cuando, en realidad, lo que pretendía es utilizar a las usuarias como reclamo para atraer a hombres a la piscina.

Consumo de Jaén resolvió entonces abrir un expediente sancionador debido a la existencia de "una infracción en materia de consumo". Según la administración, la oferta vulneraba lo dispuesto en el artículo 65 de la Ley para la Promoción de la Igualdad de Género en Andalucía, que establece que "la presentación de bienes y servicios de forma exclusiva o principal a las personas de uno de los sexos solo será admisible cuando la diferencian de trato esté justificada por un propósito legítimo y los medios para lograr tal finalidad sean adecuados y necesarios".

Ya somos 224.898