Un fallo de seguridad en bombas de insulina Medtronic permite a terceros controlar el dispositivo

FACUA alerta de que la debilidad podría permitir acceder a la configuración del aparato y cambiar las dosis de medicación que recibe el paciente a través de este utensilio de administración continua.

Un fallo de seguridad en bombas de insulina Medtronic permite a terceros controlar el dispositivo

FACUA-Consumidores en Acción advierte de que un fallo en la seguridad de las bombas de insulina Medtronic MiniMed permite a terceros acceder a la configuración del dispositivo y controlar las dosis de medicamento que recibe el paciente, lo que podría provocar problemas en su salud.

Se trata de las bombas MiniMed Paradigm y MiniMed 508, indicadas para la administración continua de insulina, a través de índices predeterminados y variables para el control de la diabetes mellitus. En concreto, los dispositivos afectados son las bombas MiniMed Paradigm 512/712, 515/715 y 522/722; las MiniMed Paradigm Veo 554/754 en sus versiones de software 2.5 y 2.6, y las MiniMed 508.

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps) ha sido quien ha alertado de la vulnerabilidad en estos dispositivos, después de que fuese la propia filial española Medtronic Ibérica SA, quien avisara del error en las bombas fabricadas por la compañía en Estados Unidos.

Según informa la Aemps, las bombas MiniMed Paradigm y MiniMed508 "están diseñadas para comunicarse a través de radiofrecuencia inalámbrica con otros dispositivos, como los medidores de glucosa en sangre, los transmisores del sensor de glucosa, los dispositivos USB de CareLink y los programadores remotos".

Así, debido a la vulnerabilidad, una persona no autorizada con conocimientos técnicos específicos y el equipamiento adecuado podría enviar señales de radiofrecuencia a una bomba de insulina cercana con el fin de modificar la configuración y controlar la administración del medicamento. "Esto podría dar lugar a una hipoglucemia (si se administrara insulina adicional) o una hiperglucemia y una cetoacidosis diabética (si no se administrara suficiente insulina)", añade la Aemps.

FACUA recomienda a los usuarios con diabetes que estén usando uno de los dispositivos afectados por el fallo de seguridad que contacten con su médico para la valorar la posibilidad de cambio a otro modelo de bomba.

Ya somos 226.036