Multa a Google de 154 millones de euros por recabar datos de menores en YouTube sin permiso paterno

Según la Comisión Federal de Comercio de Estados Unidos, la plataforma incumplió la ley al recopilar información de los usuarios que consultaban canales infantiles sin notificarlo.

Multa a Google de 154 millones de euros por recabar datos de menores en YouTube sin permiso paterno

El Gobierno de los EEUU finalmente ha encontrado los indicios suficientes como para condenar a Alphabet, matriz de Google, a pagar una multa de 170 millones de dólares (154 millones de euros) por saltarse la privacidad de los menores de trece años cuando usaban YouTube. La sanción ha sido aprobada por tres votos contra dos por la Comisión Federal de Comercio (FTC, por sus siglas en inglés), que asegura que el servicio de la compañía estadounidense se saltó las leyes federales de protección a la infancia y recopiló datos de los pequeños sin el consentimiento de sus padres.

Según ha publicado eldiario.es, de acuerdo a la acusación de la FTC y la Fiscalía de Nueva York, YouTube incumplió la ley al recopilar información de los usuarios de los canales de la plataforma dirigidos específicamente a un público infantil sin notificarlo a los padres ni recibir su consentimiento. "YouTube ganó millones usando unos identificadores, popularmente conocidos como cookies, para servir publicidad dirigida a los visitantes de esos canales", ha subrayado la FTC.

En EEUU, la ley de protección de la privacidad online de los niños especifica que las páginas webs y los servicios online dirigidos a niños deberán informar de sus prácticas y obtener el consentimiento de los padres antes de recopilar información personal de los menores de trece años. "YouTube destacó su popularidad entre los niños a clientes corporativos", ha afirmado el presidente de la FTC, Joe Simons.

"Aún así, en lo referente a cumplir con la ley de privacidad, la compañía negó que parte de su plataforma estaba claramente dirigida a niños. No hay ninguna excusa para la violación de la ley por parte de YouTube", ha añadido. Además de la multa económica, Alphabet deberá "desarrollar, implementar y mantener" un sistema que permita a los dueños de los canales identificar su contenido dirigido a niños, de forma que YouTube pueda asegurarse que cumpla con la ley.

YouTube, investigada desde 2015

La FTC estadounidense lleva investigando a YouTube desde el año 2015 por la gran avalancha de denuncias realizadas por las asociaciones de consumidores, que aseguran que la plataforma viola los principios federales de protección a los menores de trece años amparados bajo la Ley Coppa.

En abril, cerca de 20 asociaciones volvieron a denunciar a YouTube ante la FTC: "Google se beneficia inmensamente al emitir anuncios dirigidos a menores y debe cumplir la Ley Coppa. Es hora de que la Comisión haga responsable a Google por su recogida ilegal de información y sus prácticas de publicidad", exigía Katie McInnis, consejera política de Consumers Union, una de las muchas denunciantes.

YouTube, sin embargo, siempre se ha defendido aduciendo que operan dentro del marco legal de una ley federal de 1998 que prohíbe la vigilancia y el seguimiento a los menores de trece años. Pese a ello, la empresa no ha conseguido acallar las polémicas que han ido surgiendo en estos últimos años, como la aparición de contenidos que invitaban al suicidio de los menores en mitad de algunos vídeos para niños, los dibujos infantiles en los que aparecían personajes Disney y Marvel manteniendo relaciones sexuales o bebiendo lejía y los reproches de buena parte de la sociedad por permitir a los padres convertir a sus hijos pequeños en youtubers.

Ya somos 226.008