FACUA Huelva asesora a los afectados por el cierre de Vitadental

La asociación recuerda que tienen derecho a exigir la paralización del contrato de financiación vinculado al servicio, tal y como recoge la normativa.

FACUA Huelva asesora a los afectados por el cierre de Vitadental

FACUA Huelva asesora a los pacientes afectados por el cierre de la clínica Vitadental en la capital, que ha dejado a cientos de usuarios con los tratamientos a medio terminar o sin empezar y con contratos de financiación vinculados a los servicios.

La asociación, que ha recibido numerosas consultas de afectados por el cierre, se encuentra ya tramitando los expedientes de reclamación de aquellos que han decidido acudir a la organización para que les ayude en sus peticiones a clínica y financieras de que anulen la financiación de los tratamientos, además de exigir las indemnizaciones por daños y perjuicios que pudieran corresponderles.

En este sentido, FACUA Huelva insiste en que el incumplimiento de los servicios vinculados a los préstamos da derecho a los usuarios a comunicar a las entidades financieras la resolución de los contratos para poder paralizar el pago de las mensualidades y reclamar la devolución de las cantidades entregadas.

La asociación anima a los pacientes que hayan sufrido malas prácticas y a las víctimas del cierre a que se unan a FACUA Huelva a fin de emprender acciones para reclamar su dinero o la finalización satisfactoria de los tratamientos.

La interrupción del tratamiento conlleva la paralización de la financiación

FACUA Huelva recuerda que la Ley de Contratos de Crédito al Consumo indica en su artículo 26 que la ineficacia en los contratos de consumo, como la no prestación de un tratamiento dental, "determinará también la ineficacia del contrato de crédito destinado a su financiación". Esto implica que la entidad financiera está obligada a paralizar los cobros y la clínica que prestaba el servicio debe devolver las cantidades que hubieran sido pagadas hasta el momento de la interrupción del tratamiento.

Además, el artículo 29 de la misma ley entiende como crédito vinculado aquel "que sirve exclusivamente para financiar un contrato relativo a la prestación de servicios específicos" y especifica que "ambos contratos constituyen una unidad comercial", por lo que la interrupción de uno supone la resolución del otro.

El cierre de la clínica Vitadental de Huelva trascendió a principios del mes de enero, cuando distintos usuarios, al acudir a las citas que tenían programadas, se encontraron con que el establecimiento estaba cerrado y un cartel del administrador anunciaba la insolvencia de la empresa y su entrada en concurso de acreedores.

Ya somos 227.030