FACUA Sevilla informa sobre los derechos de los consumidores ante las clínicas dentales

Tener una adecuada higiene bucodental previene de muchas enfermedades y complicaciones de salud. Conoce qué debe cumplir la clínica que realiza el tratamiento y qué derechos asisten a los usuarios.

FACUA Sevilla informa sobre los derechos de los consumidores ante las clínicas dentales

La salud e higiene bucodental es un factor muy importante a la hora de evitar muchas enfermedades y complicaciones en los usuarios. Sin embargo, es frecuente que se desconozcan qué derechos asisten a los consumidores ante este tipo de servicios y qué deben exigir a una clínica bucodental a la hora de empezar un tratamiento. Para resolver las dudas que pudieran surgir en este ámbito, FACUA Sevilla responde a las siguientes cuestiones.

1. ¿Qué son las clínicas dentales?

Son establecimientos sanitarios, cualquiera que sea su denominación, destinados a la realización del conjunto de actividades profesionales encaminadas a la promoción de la salud bucodental y a la prevención, diagnóstico, tratamiento y rehabilitación de anomalías y enfermedades de los dientes, de la boca, de los maxilares y de los tejidos anejos (conforme al artículo 2 del Decreto 416/1994, de 25 de octubre).

2. ¿Qué requisitos deben cumplir las clínicas dentales?

Le será de aplicación el régimen jurídico previsto sobre autorizaciones y registro de centros y establecimientos sanitarios, recogido en el Decreto 416/1994, de 25 de octubre, por el que se establecen las condiciones y requisitos técnicos de instalación y funcionamiento de las consultas y clínicas dentales y laboratorios de prótesis dental.

En su regulación se establece que precisarán de una autorización previa. Asimismo, se prevé legalmente la organización de un registro de historias clínicas y radiografías, en donde consten las actuaciones realizadas.

Además, el decreto establece que los titulares de los centros serán responsables del cumplimiento de los requisitos y condiciones contenidos en el mismo, estando obligados a observar las disposiciones que rijan en materia de seguridad e higiene en el trabajo.

3. ¿En qué registros deben figurar estos centros?

Las clínicas dentales deben estar registradas en:

- El Registro general de centros, servicios y establecimientos sanitarios (Regcess), regulado en el Real Decreto 1277/2003 de 10 de octubre, por el que se establecen las bases generales sobre la autorización de centros, servicios y establecimientos sanitarios.

-El Registro andaluz de centros, servicios y establecimientos sanitarios, regulado en el Decreto 69/2008 de 26 de febrero, por el que se establecen los procedimientos de las autorizaciones sanitarias y se crea el Registro Andaluz de Centros, Servicios y Establecimientos Sanitarios.

4. ¿Cómo debe ser una clínica dental?

El artículo 7 del Decreto 416/1994 establece las áreas que como mínimo deben reunir las consultas y clínicas dentales, a saber:

- Un área de recepción y espera,

- otra de clínica, que se dedicará exclusivamente a la actividad terapeútica,

- y otra de servicios e instalaciones.

Además, se establece que estas zonas deberán disponer de la suficiente separación e independencia entre ellas y reunir características relativas a superficie, iluminación adecuada, ventilación, instalaciones, etc.

5. ¿Qué elementos de higiene deben cumplir las clínicas dentales?

Las consultas y clínicas dentales deberán dotarse de la tecnología y medios que garanticen una correcta atención al paciente y una adecuada esterilización y desinfección del material e instrumental utilizado, de los métodos que aseguren la máxima higiene de los profesionales, así como del equipamiento de urgencias y las medidas de seguridad que permitan atender cualquier emergencia o complicación que se presente.

Para ello, les será exigible un equipamiento mínimo relativo a mobiliario de las salas de consulta y un equipamiento general consistente en elementos de higiene personal, esterilización y desinfección, botiquín de urgencias y equipamiento de seguridad e higiene.

6. ¿Quiénes son los profesionales que trabajan en las clínicas dentales y qué hacen?

En relación a los profesionales intervinientes en las consultas o clínicas dentales, éstas estarán necesariamente organizadas, gestionadas y atendidas directa y personalmente por uno o varios odontólogos o estomatólogos, colegiados correspondientemente.

Asimismo, el personal que les sirva de auxiliar en sus labores clínicas deberá tener la titulación adecuada a las funciones que se les encomienden.

La relación completa del personal sanitario del centro, con expresión de su cualificación profesional o titulación, deberá figurar en el área de recepción en lugar destacado.

Asimismo, sería recomendable que la clínica estableciera elementos que faciliten la información de forma individual del nombre, la titulación y la especialidad de los profesionales sanitarios que les atienden, así como a conocer la categoría y función de éstos, si así estuvieran definidas en su centro o institución.

7. ¿Ofrece el Servicio Andaluz de Salud (SAS) algún tipo de prestación odontológica?

Sí, ofrece un catálogo de prestaciones que se puede clasificar en tres grandes grupos, según la población a la que esté dirigida, a saber:

a) Atención a la población en general. El Servicio Andaluz de Salud ofrece tratamientos para procesos agudos bucodentales (por ejemplo, procesos infecciosos, inflamatorios, traumáticos, traumatismos oseodentarios y patología aguda), así como la extirpación y diagnóstico de tumores.

Concretamente incluye exodoncias (extracción de piezas dentales), tratamiento de osteoflemones, pulpitis agudas, celulitis cervicofaciales. No se incluyen los tratamientos conservadores (aquellos que buscan evitar la extracción del diente dañado).

b) Atención bucodental infantil. En Andalucía, la regulación legal viene delimitada por el Decreto 521/2019, de 23 de julio, de reciente entrada en vigor (el pasado 2 de septiembre) por el que se regula la prestación asistencial dental a las personas de 6 a 15 años protegidas por el sistema sanitario público de Andalucía. Siendo las prestaciones incluidas, las siguientes:

- Una revisión anual, con un contenido mínimo consistente en la instrucción a personas beneficiarias y a quienes ejerzan patria potestad, tutela, guarda y custodia, en normas de higiene y recomendaciones nutricionales, exploración de tejidos, reconocimiento de la dentición permanente y seguimiento de aquellas personas con especial predisposición a caries, enfermedades o en las que un tratamiento bucodental agresivo suponga un riesgo para la salud.

- Sellado de fisuras o fosas en las piezas permanentes en los casos en los que la persona beneficiaria haya padecido o padezca caries en la dentición temporal, cuando se detecten caries, obturación o ausencia por caries en alguna pieza permanente, o cuando a criterio de la persona dentista, las características individuales de las piezas dentarias o de la persona beneficiaria así lo aconsejen;

- Obturaciones cuando se detecten caries en una pieza permanente, si el profesional considera que la velocidad de progresión de la lesión va a en aumento y ello hace que la misma sea irreversible;

- Tratamientos pulpares y exodoncias en piezas permanentes, valorados por el dentista en el mayor beneficio de la persona y bajo el consentimiento de aquellas que ejerzan su patria potestad, tutela o guardia y custodia.

- Exodoncias en piezas temporales.

- Tartrectomías (en dentición permanente).

- Asistencia dental a las personas beneficiarias por la persona dentista de cabecera (abracando procedimientos diagnósticos, preventivos y terapeúticos).

Los trastornos del grupo inciso-canino a causa de malformaciones o traumatismos (que se incluyen en el de la norma indicada anteriormente), se regulan como un "tratamiento especial" por lo que requerirán de un informe clínico de la persona dentista de cabecera, donde se justifique la necesidad del tratamiento y la validación clínica por el dentista del servicio público que asuma las funciones de coordinación de la prestación dental en la delegación territorial o provincial competente en materia de salud de la provincia en la que se ubique la consulta o clínica dental.

No están incluidos dentro del catálogo de prestaciones dirigido a la atención bucodental infantil las siguientes asistencias especiales: tratamiento por traumatismo del grupo incisivo canino cuando exista una tercera persona obligada a responder de dicho tratamiento, ortodoncia y tratamientos reparadores de dentición temporal.

Esta exclusión se extiende a las exploraciones radiológicas y otros medios de diagnóstico, así como cualquier intervención previa o necesaria para la realización de los mismos, tales como exodoncias, incluidas las intraóseas, en el caso de la ortodoncia.

c) Asistencia dental en situaciones especiales. Destinada a personas cuyas discapacidades físicas, sensoriales, psíquicas o intelectuales no permitan valorar la extensión o gravedad de su patología bucodental o presenten dificultad para su diagnóstico o tratamiento.

8. ¿Los usuarios pueden elegir al profesional que les atiende en el Servicio Andaluz de Salud?

No. Sin embargo, en lo que respecta a personas de 6 a 15 años el artículo 5 del Decreto, de 23 de julio, por el que se regula la prestación de la asistencia dental a las personas de 6 a 15 años protegidas por el Sistema Sanitario Público de Andalucía expresa que "las personas beneficiarias incluidas en el ámbito de aplicación de esta norma tendrán una persona dentista de cabecera responsable de su salud bucodental, que podrá pertenecer bien al SSPA, en cuyo caso las condiciones y acceso a la prestación se regirán por sus normas específicas, o bien al sector privado previa adhesión a la prestación de la asistencia dental" (existe un mapa de dentistas de cabecera, que aparece en web Junta y puede consultarse).

Siendo este profesional de libre elección por las personas que ostentan la patria potestad, la tutela o la guardia y custodia de las beneficiarias. Realizándose mediante la presentación de la Tarjeta Sanitaria Individual o, en su defecto, del documento acreditativo del derecho a la prestación emitido por la unidad administrativa del centro de salud correspondiente del SSPA.

Las personas que ejerzan la patria potestad, la tutela o la guarda y custodia de las personas beneficiarias incluidas en el ámbito de aplicación de esta norma podrán elegir, para cada año natural, a una persona dentista de cabecera entre cualquiera de las personas profesionales del SSPA o bien al sector privado previa adhesión a la prestación de la asistencia dental.

9. ¿Qué derechos tienen los usuarios de una clínica dental?

Los usuarios de las clínicas dentales cuentan con los siguientes derechos:

- Solicitar un diagnóstico y presupuesto del tratamiento más adecuado al problema, por escrito y sin compromiso de realización. La clínica tiene la obligación de facilitar el precio completo del tratamiento, incluidos los impuestos, desglosando gastos adicionales que tengan que pagarse (realización de radiografías, etc.) o descuentos que se vayan a aplicar, si es el caso.

- Cualquier publicidad ofertada por la clínica es vinculante y debe cumplirse. Si se elige un determinado tratamiento porque lo ha visto en una oferta, la clínica debe cumplir lo que se recoge en el folleto, y si no lo hace, el paciente tiene derecho a exigirlo o reclamarlo.

- Pedir la factura, firmada, sellada y desglosada por conceptos de los trabajos realizados por los profesionales de la clínica. Se deben indicar de manera separada y diferenciada los costes que corresponden al trabajo del protésico dental, si ha sido necesario su intervención para concluir el tratamiento.

- En caso de que se desee financiar el tratamiento, se puede elegir la entidad para hacerlo entre las financieras que propone la clínica. En este caso, conviene que el crédito quede expresamente vinculado al servicio, para evitar de este modo seguir pagando el préstamo en el caso de que ese tratamiento se interrumpa antes de lo previsto.

- Los productos sanitarios, prótesis, elementos de ortodoncia o cualquier otro tipo de aparato tienen dos años de garantía. Se debe solicitar la documentación del fabricante para poder conocer la composición del producto y poder reclamar la garantía en caso necesario.

- Escoger libremente el protésico dental o laboratorio que se desee, aunque la clínica dental tenga el suyo propio o trabaje con alguno de confianza.

- Solicitar y recibir el historial clínico para poder adjuntar dicha documentación cuando se requiera.

- Exigir el certificado de conformidad de las prótesis dentales que se haya adquirido, ya que en esta documentación viene información de importancia a tener en cuenta tanto en la prestación del servicio dental, como en cualquier incidencia que pudiera surgir.

- La entrega de las etiquetas del implante, siendo ésta una documentación de importancia para posibles incidencias que pudieran surgir.

10. ¿Qué pueden hacer los usuarios ante el cierre de una clínica dental?

Ante una situación de cierre de establecimientos con tratamientos incompletos o no realizados, pueden darse estos casos:

- Que se tenga un tratamiento presupuestado, incompleto y abonado al contado: es posible acudir a la vía judicial y denunciar ante las administraciones competentes.

Asimismo, es posible reclamar ante el seguro de responsabilidad profesional que tenga contratado el facultativo interviniente. De esta forma, los Colegios Profesionales juegan un papel fundamental a la hora de asumir las respectivas responsabilidades, máxime cuando en la actualidad no existe la obligación por parte de las clínicas dentales de contratar un seguro obligatorio.

Son de destacar las nuevas previsiones legales que introduce el Decreto 521/2019, de 23 de julio, por el que se regula la prestación asistencial dental a las personas de 6 a 15 años protegidas por el sistema sanitario público de Andalucía de reciente entrada en vigor (2 de septiembre de 2019) y resulta deseable la posibilidad de hacerlas extensibles a la prestación asistencial dental en general.

Entre estas previsiones legales que recoge la nueva normativa, reviste especial interés la exigencia de un seguro obligatorio de responsabilidad por riesgos profesionales (artículo 10.1.d) y las referidas a control, seguimiento, inspección y régimen sancionador.

- Que tengas un tratamiento presupuestado, incompleto y financiado: si la financiación se realizó por cuenta de la persona afectada independientemente de la clínica es más dificultosa su reclamación. En cambio, si la financiación se realizó a través de un crédito vinculado, la posibilidad de reclamar a la entidad por el tratamiento no realizado y abonado es muy exitosa, incluso en vía extrajudicial sin tener que acudir a la vía judicial.

Los créditos vinculados son aquellos en los que el préstamo "contratado sirve exclusivamente para financiar un contrato relativo al suministro de bienes específicos, o la prestación de servicios específicos y que ambos contratos constituyan una unidad comercial desde el punto de vista objetivo". Está definición viene recogida en el artículo 29 de la Ley de Contratos de Crédito al Consumo (Ley 16/2011) que es la normativa reguladora en la materia.

Asimismo, ente este supuesto FACUA Sevilla reitera la posibilidad de reclamar ante el seguro de responsabilidad profesional que tenga contratado el facultativo interviniente y el papel fundamental que juegan los colegios profesionales a la hora de asumir responsabilidades, máxime cuando en la actualidad no existe la obligación por parte de las clínicas dentales de contratar un seguro obligatorio.

11. Ante incumplimiento de las clínicas dentales ¿qué pueden hacer los usuarios afectados?

Se pueden presentar reclamaciones ante las problemáticas derivadas de clínicas o consultas dentales, de forma:

- extrajudicial: dirigidas a la clínica o consulta dental y en caso de tratamientos financiados, a la entidad financiera también,

- judicial, tanto en el área civil como penal (si existieran indicios de ílicito penal: mala praxis, estafa, falsificación de documentos, etc.).

Además de poder presentar las denuncias correspondientes ante la Administración pública competente en cada caso y las quejas y reclamaciones que se puedan interponer ante los colegios profesionales.

12. ¿Las asociaciones de consumidores pueden representar a los usuarios afectados por clínicas dentales o consultas?

Sí, las asociaciones de consumidores como FACUA Sevilla trabajan dentro del ámbito jurídico de consumo el sector sanitario y pueden representar a los usuarios afectados por clínicas dentales o consultas.

13. ¿Qué se recomienda a los usuarios ante los casos de incumplimiento de las clínicas?

FACUA Sevilla recomienda a los usuarios de las clínicas dentales para poder ejercitar sus derechos como consumidor lo siguiente:

- Elegir clínicas dentales y personal facultativo que estén legalmente establecidos.

- Identificar al profesional (odontólogo) que realiza la prestación de servicios con número de colegiado. Debe constar en el presupuesto o propuesta de tratamiento el nombre del odontólogo responsable. En este sentido, es recomendable que los facultativos posean una credencial visible con sus nombres y apellidos que los identifique durante el desempeño de su actividad profesional.

- No firmar documentos que no se comprendan y consultarlos previamente en una asociación de consumidores.

- Solicitar información por escrito en varias clínicas dentales sobre el tratamiento que corresponda para poder realizar una comparativa y adaptarlo a las circunstancias personales de cada uno. Al mismo tiempo, FACUA Sevilla aconseja desconfiar de los presupuestos "muy ventajosos" por precio o características.

- En relación al pago del tratamiento, si se abona al contado a la clínica, es aconsejable pagar a medida que se van realizando los trabajos realizados y no pagar el tratamiento en su totalidad. En cambio si se financia, realizar la financiación a través de un crédito vinculado en el que quede reflejado expresamente el objeto del mismo.

- Solicitar presupuesto previo por escrito, el coste del tratamiento no podrá ser superior al ofertado de manera previa si no es motivado, comunicado y aceptado por el paciente.

- Las consultas o clínicas dentales deben disponer del libro de quejas y reclamaciones, debe pedirse en caso de necesitarlo.

- FACUA Sevilla recuerda el derecho de los usuarios al acceso a su historia clínica.

- Sobre todo, no se debe elegir una clínica o consulta dental sólo por su apariencia externa. Es preciso identificar a los profesionales que prestan los servicios. Hay que recordar que no es un simple comercio, sino que es un establecimiento que presta servicios para la salud bucodental.

Esta información forma parte de una campaña de FACUA Sevilla subvencionada por el Servicio de Consumo del Ayuntamiento de Sevilla.
Esta información forma parte de una campaña de FACUA Sevilla subvencionada por el Servicio de Consumo del Ayuntamiento de Sevilla.

 

Ya somos 241.572