Bio

Un aire más puro tras el confinamiento

Los niveles de dióxido de nitrógeno, principal contaminante del aire y causante de cerca de 7.000 muertes prematuras al año en España, se han reducido en más de la mitad.

Por Ricardo Gamaza

Más de dos meses de confinamiento a causa del Covid-19 han tenido efecto no sólo en la contención del virus, sino también en la mejora de la calidad del aire de las ciudades españolas. Así lo recoge un informe elaborado por Ecologistas en Acción que analiza los datos oficiales de dióxido de nitrógeno (NO2) recogidos en 129 estaciones de medición, repartidas entre las 26 principales ciudades del Estado español (todas las mayores de 150.000 habitantes con más de una estación), durante los meses de marzo y abril de 2020 y de los diez años anteriores. Presenta por tanto una foto fija de la calidad del aire urbano antes y después de la declaración del estado de alarma y las medidas de confinamiento, actualizada a 30 de abril.

La razón por la que los ecologistas han analizado el dióxido de nitrógeno se debe a que es el contaminante típico emitido por los tubos de escape de los automóviles (además de por las calderas industriales y domésticas), por lo que su evolución está directamente ligada a las emisiones del tráfico motorizado. Es ésta su principal fuente en las ciudades y el factor fundamental que influye en la calidad del aire urbano.

Para acceder a los contenidos de este número de Consumerismo debes ser socio de pleno derecho de FACUA. Pulsa aquí para darte de alta o iniciar sesión.

EN ESTE NÚMERO

Hazte socio pleno o inicia sesión para leer el último Consumerismo
Ya somos 45.280