FACUA valora positivamente el respaldo del Europarlamento a la lucha contra la obsolescencia programada

La asociación considera un buen primer paso la aprobación del Informe 'Hacia un mercado único más sostenible para las empresas y los consumidores' y confía en que la Comisión apruebe una normativa pronto.

FACUA valora positivamente el respaldo del Europarlamento a la lucha contra la obsolescencia programada

FACUA-Consumidores en Acción valora positivamente el respaldo del Parlamento Europeo a la lucha contra los productos dejen de funcionar después de algún tiempo. El Informe Hacia un mercado único más sostenible para las empresas y los consumidores, que recoge recomendaciones de medidas concretas para acabar con esta práctica desleal hacia los consumidores, ha sido aprobado este miércoles en el Parlamento Europeo.

La asociación confía en que éste sea el impulso definitivo para la aprobación de una normativa que prohíba el acortamiento de la vida útil de los productos y que facilite y favorezca la reparación de los productos. En este sentido, FACUA reclama, además, que la Comisión recoja la solicitud realizada en este informe para que la medidas y estrategias se acuerden con las partes interesadas, y dé participación en el proceso a las organizaciones de consumidores, legítimas representantes de los intereses de los usuarios.

La Resolución ha salido adelante gracias a los 395 votos a favor, entre otros, del PSOE, Ciudadanos (salvo Javier Nart, que se ha abstenido), PNV, Catalunya en Comú, Bildu, IU, Podemos, Anticapitalistas y Junts Per Catalunya. Los eurodiputados del PP se han abstenido (en total han sido 207 abstenciones y 94 votos en contra). Los únicos eurodiputados españoles que han votado en contra del informe han sido los de Vox.

FACUA considera que avanzar en una legislación más contundente con este tipo de prácticas es necesario, aunque recuerda que la incorporación de mecanismos para acelerar la caducidad de un producto puede llegar a representar un fraude, contrario a las leyes de protección a los consumidores que ya existen en los Estados miembro, que sin embargo no es perseguido por las administraciones competentes. La asociación considera que las autoridades autonómicas de Consumo ya tienen la capacidad de perseguir este tipo de prácticas, aunque pocas veces lo hacen.

La absoluta pasividad de las administraciones de consumo es habitual ante los fraudes masivos, denuncia FACUA, que recuerda que los Gobiernos autonómicos tienen competencia para imponer multas proporcionales ante las dimensiones de las irregularidades cometidas.

Propuestas para una futura ley europea

El informe aprobado por el Parlamento Europeo refleja su satisfacción por el Plan de Acción para la Economía Circular presentado por la Comisión, y enumera una serie de recomendaciones de acción en ese marco. Así, se sugiere que la información sobre la vida útil estimada de los productos sea una de las características principales de éstos antes de su venta, que permitan al consumidor una mejora en su decisión de compra. En este sentido, también se propone que los bienes cuenten con un contador de uso.

También, que en el momento de la compra se pueda conocer la disponibilidad de piezas de recambio, actualizaciones de software y posibilidades de reparación. El derecho a la reparación debe ser un elemento fundamental, de tal manera que éstas sean sistemáticas, rentables y atractivas y se permita así alargar la vida de los productos e incluso incentivar su compra-venta de segunda mano. En este sentido, también se incluye la necesidad de que se establezcan medidas vinculantes para evitar la destrucción de productos no vendidos o no perecederos en condiciones de funcionamiento.

Además, la propuesta aprobada en el Parlamento recoge que se haga frente a la obsolescencia prematura de los productos a través de la definición de las prácticas prohibidas para acortar la vida de los bienes.

Asimismo, se propone la prohibición de que las actualizaciones en productos con elementos digitales reduzcan el rendimiento o la capacidad de respuesta del mismo.

Ya somos 250.751