En Girona

Denuncian a una empresa por anunciar mozzarella 100% de búfala y usar leche de vaca en su elaboración

La Guardia Civil ha instruido diligencias contra el productor por supuestos delitos de estafa, contra la salud pública en su modalidad de fraude alimentario y por publicidad engañosa.

Denuncian a una empresa por anunciar mozzarella 100% de búfala y usar leche de vaca en su elaboración
La mozzarella de búfala es un ingrediente tradicional de la gastronomía italiana.

La Guardia Civil ha denunciado a un productor de mozzarella de búfala de El Alt Empordà, en Girona, por publicitarla como 100% leche de búfala y utilizar leche de vaca en su elaboración.

La denuncia parte de una investigación de las autoridades italianas, que en 2018 descubrieron que la mozzarella de búfala que se vendía en su país no era 100% de búfala, pese a anunciarse así. Los análisis que realizaron sobre el queso detectaron que en su composición había, en algunos casos, hasta un 77% de leche de vaca, hecho que pusieron en conocimiento de la Guardia Civil.

Los agentes del Seprona investigaron el caso, localizaron la explotación de la que partía la mozzarella, situada en la localidad de Palau-Saverdera, y han denunciado al propietario por supuestos delitos de estafa, contra la salud pública en su modalidad de fraude alimentario y por publicidad engañosa por publicitar los productos como 100% leche de búfala sin ser cierto. Entrevistado por la Benemérita, el empresario reconoció que "efectivamente durante el verano, que es cuando hay más venta, utiliza un porcentaje de leche de vaca además de la de búfala en la composición de los quesos".

La mozzarella, sin embargo, se anunciaba como proveniente 100% de leche de búfala, e incluso se llegaba a publicitar que era "un muy buen sustituto para la gente intolerante a la proteína de la leche de vaca". Según la Guardia Civil, esta publicidad "pone en riesgo la salud de aquellas personas intolerantes que adquirieran el producto pensando que es cien por cien de búfala".

El Seprona tomó muestras de varios quesos de la explotación y los enviaron al Departamento de Medio Ambiente del Servicio de Criminalística de la Guardia Civil en Madrid para su análisis, que constató que en todos ellos había entre un 9,35% y un 22,10% de ADN de vaca. Esta mezcla provoca, según la Guardia Civil, "los beneficios obtenidos por la venta del producto publicitado podrían haberse incrementado sobre un 14% al no ser utilizada la leche de búfala como único ingrediente, siendo la de vaca de precio inferior en el mercado".

La empresa ganadera, fundada en 2009, se dedicaba originalmente a la venta de leche de búfala, pero en 2011 decidieron producir también mozzarella de forma artesana, sumando posteriormente yogures y otros quesos. El productor anuncia en su página web que se trata de "la primera y única explotación ganadera de búfalas del Estado".

Ya somos 245.726