El fin del redondeo

FACUA pedirá a Defensa de la Competencia que investigue si Movistar, Orange y Vodafone han pactado aumentar un 25% el precio del establecimiento de llamada

Casi todas las tarifas nominales por tiempo de Vodafone subirán entre un 6 y un 25%. La compañía no aplicará subidas al precio por tiempo de sus opciones de ahorro ni a la tarifa que ya facturaba por segundos.

La Federación de Consumidores en Acción (FACUA) está ultimando el informe en el que solicitará al Servicio de Defensa de la Competencia del Ministerio de Economía que investigue si Movistar, Orange y Vodafone han pactado aumentar un 25% el precio del inicio de cada conversación como parte de una estrategia para como mínimo mantener los ingresos que les generaban los redondeos ilegales cuando comiencen a tarificar por segundos sin que ello provoque cambios sustanciales en su actual reparto del mercado.

FACUA ha demandado asimismo la intervención del Ministerio de Sanidad y Consumo al considerar que la subida del coste de establecimiento de llamada puede vulnerar la nueva Ley de Mejora de la Protección de los Consumidores y Usuarios, que permite la "facturación por separado" de los costes que para las empresas "conlleve indisolublemente unido" el "inicio del servicio", pero sólo "cuando se adecuen al servicio efectivamente prestado".

La Federación planteó el pasado 24 de enero al Instituto Nacional del Consumo que la tarifa por establecimiento de comunicación de Movistar, como ocurrirá con la de Orange y Vodafone, no se ha fijado en 0,15 euros con el objetivo de adecuarla "al servicio efectivamente prestado", sino como parte de una estrategia para no dejar de ingresar, e incluso aumentar, las cantidades que antes provenían de los redondeos al alza en la facturación por tiempo.

Nuevas tarifas de Vodafone

FACUA ha realizado un análisis sobre las tarifas que Vodafone aplicará a partir del próximo 1 de marzo, por el cual ha detectado, como ya ocurrirera con las de Movistar y Orange, importantes subidas. Además del aumento del coste de establecimiento de llamada, que pasará de 0,12 a 0,15 euros más IVA salvo en el caso de la tarifa en la que Vodafone ya facturaba por segundos (Vitamina al Segundo), en casi todas sus tarifas nominales por tiempo se producirán subidas de entre el 6 y el 25%.

Tomando como referencia dos de los planes tarifarios de Vodafone, una conversación de 2 minutos con los contratos Tarde o Mañana aumentará su precio entre un 11 y un 22%, según el horario y destino de la llamada, mientras que con el contrato Vitamina Mensajes al 50% subirá un 10%.

Como ocurrirá con Movistar y Orange, cuanto más elevada sea la tarifa en cuestión, más disminuirán los precios de las llamadas muy cortas. Pero en cuanto vayan superando los 30 o 40 segundos de duración, las conversaciones irán encareciéndose y la mayor subida se producirá en las conversaciones que duren exactamente un minuto.

En las opciones de ahorro Qtal, a2 y Cuenta Familiar, con las que puede llamarse a determinados móviles de la misma compañía, aunque las tarifas por tiempo se mantendrán en 0,03 y 0,06 euros por minuto, el importante incremento en el coste de establecimiento provocará que ni siquiera las conversaciones de un solo segundo cuesten menos que antes.

Denuncia anterior ante Competencia

FACUA ya denunció ante Competencia a Movistar, Vodafone y Amena (hoy Orange) en febrero de 2004 por la coincidencia en los precios de sus mensajes cortos (SMS, en sus siglas en inglés) y multimedia (MMS). En septiembre de ese mismo año, el Servicio de Defensa de la Competencia les abrió expediente sancionador tras apreciar la existencia de indicios que apuntaban a un pacto, pero el caso fue finalmente archivado.

Ya somos 203.609