Dos nuevas condenas a Ryanair por cobrar a los pasajeros el equipaje de mano

El Juzgado de lo Mercantil número 3 de Palma ha resuelto en dos sentencias que la aerolínea debe devolver 50 euros a dos usuarios que tuvieron que pagar por subir el equipaje a cabina.

Dos nuevas condenas a Ryanair por cobrar a los pasajeros el equipaje de mano

El Juzgado de lo Mercantil número 3 de Palma ha condenado en dos sentencias idénticas a Ryanair por cobrar a los pasajeros del equipaje de mano y le obliga a devolver a los usuarios el importe, alrededor de 50 euros.

Las reclamaciones de los dos pasajeros se referían a maletas de pequeñas dimensiones que llevaban además de otro bulto menor. La aerolínea les obligó a pagarlas para poder subir este equipaje a cabina, amparándose en que tiene libertad para fijar sus propios pesos y en una sentencia del tribunal de San Sebastián.

La juez de Palma, sin embargo, ha señalado que el transporte del equipaje de mano es "un elemento indispensable", y se apoya en el criterio anterior del Tribunal de Justicia de la Unión Europeo (TJUE) que establecía igualmente como "elemento indispensable" el equipaje de mano, aunque no así el facturado.

"Tal diferencia de trato es lógica y razonable pues mientras que el equipaje facturado le implica a la compañía aérea un encarecimiento de sus costes al portar más peso y necesitar personal de tierra, no los asume en el equipaje de mano", indica las sentencias, que consideran injustificado el cobro.

Así, la juez entiende que se trata del transporte de ropa y otros enseres similares, y que ese equipaje puede ser transportado en cabina sin problemas. "En contra de lo que afirma Ryanair respecto de las tarifas aplicables al equipaje de mano, no está amparada por el reglamento de la UE y no puede ser sino considerada abusiva al cercenar los derechos que el pasajero tiene reconocidos por ley, generando un grave desequilibrio de prestaciones entre las partes contratantes en perjuicio del consumidor", añade.

Las sentencias, por tanto, anulan el pago y condenan a Ryanair a devolver lo cobrado, aproximadamente 50 euros, más los intereses correspondientes.

Anteriormente, el Juzgado de lo Mercantil número 3 de Alicante también condenó a Ryanair a devolver una cantidad similar por haber cobrado a una usuaria por subir el equipaje de mano en cabina. En 2019, un juzgado de Madrid condenó igualmente a la aerolínea por ese mismo motivo.

Ya somos 243.501