Compras

Un ejemplo para el mundo: la dieta mediterránea

Esta pauta nutricional se ha convertido en la guía de muchos otros países para poder mejorar la alimentación de sus habitantes y reducir problemas de salud como la obesidad o el colesterol.

Por Beatriz García Contreras

Desde hace años es sabido que la alimentación juega un papel fundamental a la hora de cuidar nuestra salud y reducir las posibilidades de padecer ciertas enfermedades. Una de las fórmulas de alimentación más popularizadas de forma mundial gracias a sus múltiples beneficios es la dieta mediterránea.

La dieta mediterránea es parte intrínseca de nuestra tierra, siendo una muy valiosa herencia cultural que representa no solo una pauta nutricional saludable, sino un estilo de vida equilibrado con recetas, formas de cocinar, productos típicos o de temporada, y celebraciones.

Para acceder a los contenidos de este número de Consumerismo debes ser socio de pleno derecho de FACUA. Pulsa aquí para darte de alta o iniciar sesión.

Hazte socio pleno o inicia sesión para leer el último Consumerismo
Ya somos 45.228