FACUA exige a las administraciones que intensifiquen los controles y garanticen el cumplimiento de la nueva Ley del Suelo

La norma, que entrará en vigor el próximo 1 de julio, introduce modificaciones positivas a la anterior normativa.

La Federación de Consumidores en Acción (FACUA) valora la nueva Ley del Suelo de forma globalmente positiva, si bien exige a las administraciones que velen por el íntegro cumplimiento de la misma reforzando su capacidad y actuaciones inspectoras.

FACUA considera positivo que la Ley prevea una reserva del 30% de suelo destinado a proyectos urbanísticos para la construcción de viviendas de protección oficial (VPO) y que se obligue a los municipios a revisar sus Planes de Ordenación Urbanística (PGOU) para que esta medida se lleve a cabo.

En este sentido, la Federación valora que la plusvalía del suelo público destinado al uso de interés público se destine a actividades de la misma índole, no a otras actividades que no repercutan en el interés de los consumidores finales.

Otro aspecto clave de la nueva Ley es que modifica la forma de valorar el suelo, ya que con la futura normativa se le dará un valor real al terreno según su situación en ese momento y no un valor residual, es decir, con independencia de la causa de valoración y el instrumento legal que la motive.

FACUA también valora positivamente la obligación de establecer un control por parte de los notarios para proceder a las inscripciones de las escrituras de declaración de obra nueva, reforzando, de esta manera, el papel de estos agentes en el control del sector.

FACUA insta a los órganos de control a que refuercen los mecanismos de inspección, de organización del territorio y de la vivienda, así como los mecanismos de verificación necesarios para que se cumpla la Ley. Asimismo, pide que se aplique el principio de coordinación de las administraciones públicas y que se apliquen las medidas previstas en caso de incumplimiento, especialmente en lo que se refiere a las viviendas protegidas.

Ya somos 198.328