Bruselas propone eliminar la obligación del barbecho para paliar la subida de los cereales

La escasez de la cosecha en 2006 está provocando un alza de precios sin precendentes.

La Comisión Europea propuso hoy eliminar el porcentaje de barbecho obligatorio para la siembra de este otoño y la de la primavera de 2008, a la vista de la tensa situación que vive el mercado del cereal y el alza de los precios en este sector y el bajo nivel de las cosechas de la pasada campaña.

La cosecha de cereal en 2006 en el conjunto de la Unión Europea fue, con 265,5 millones de toneladas, inferior a la prevista, provocando una escasez de existencias al final de la campaña de comercialización de los años 2006 y 2007, algo que ha provocado un alza de los precios sin precedentes. Además, las existencias pasaron de los 14 millones de toneladas a principios de 2006/07 a alrededor de 1 millón en el mes de septiembre, esencialmente maíz almacenado en Hungría.

En todo caso, la decisión de la Comisión no obliga a los agricultores a cultivar sus tierras y si quieren, pueden seguir retirándolas de la producción de forma voluntaria y aplicando programas medioambientales.

"Los precios de los cereales han alcanzado niveles sin precedentes debido a la situación de la oferta, cada vez más difícil. Si la cosecha de 2008 fuera mala y se mantuviera el porcentaje de retirada de tierras del 10 %, el mercado interior podría estar expuesto a graves riesgos", sostiene la comisaria responsable de Agricultura, Mariann Fischer Boel, que llevará la iniciativa a la mesa del Consejo y espera también el visto bueno del Parlamento Europeo.

Con esta medida, que elimina totalmente la obligación de mantener al menos el 10% de las tierras cultivables en barbecho para su regeneración, Bruselas espera aumentar la producción en al menos 10 millones de toneladas. En todo caso, el régimen de barbecho y cómo mantener los beneficios medioambientales de este sistema será uno de los temas presentes en el debate sobre la revisión de la Política Agraria Común que comenzará en noviembre.

Bruselas calcula también que la cosecha de cereales de 2007 será inferior a la del año anterior debido al tiempo seco y excepcionalmente caluroso del mes de abril, a las malas condiciones climáticas del verano, sobre todo en los Estados occidentales de la Unión, y a la sequía y las olas de calor que han azotado los países del sureste de Europa.

Todo ello, augura la Comisión, se traducirá probablemente en una nueva reducción de las existencias privadas de cereales de la Unión Europea de aquí a finales de la campaña de 2007/08. En el plano internacional, se prevé que las existencias al cierre de la misma campaña caigan a niveles históricamente bajos, en particular en los principales países exportadores.

Casi cuatro millones de hectáreas

La superficie de la Unión Europea actualmente sujeta a la obligación de retirada de tierras ocupa 3,8 millones de hectáreas. Si el porcentaje de barbecho se elimina podrían dedicarse de nuevo a la producción agrícola entre 1,6 y 2,9 millones de hectáreas.

La Comisión calcula que, teniendo en cuenta los rendimientos medios, podrían colocarse así en el mercado unos 10 millones de toneladas de cereales suplementarias y que si los agricultores decidieran destinar el máximo de tierras a la producción de cereales, en detrimento de otros cultivos como las oleaginosas, esta cantidad podría alcanzar incluso los 17 millones de toneladas.

La retirada de tierras de la producción, introducida para limitar la producción de cereales en la Unión Europea, se aplicó de forma voluntaria a partir de la campaña de 1988/89. Tras la reforma de 1992, adquirió carácter obligatorio; así, los productores que se acogían al régimen general debían retirar de la producción un porcentaje determinado de sus parcelas para poder optar a ayudas directas.

Con la reforma de 2003, recibieron los denominados "derechos de retirada", por el que cobran si retiran de la producción tierras subvencionables. En un principio, el porcentaje de barbecho obligatorio se decidía anualmente, pero en la campaña de 1999/2000 se fijó permanentemente en el 10%.

Los agricultores de los nuevos Estados miembros que han optado por el régimen de pago único por superficie, es decir, Polonia, la República Checa, Eslovaquia, Hungría, Lituania, Letonia, Estonia, Chipre, Bulgaria y Rumanía están exentos de la obligación de retirar un porcentaje de tierra de la producción.

La comisaria Fischer Boel ya había anunciado al Consejo su intención de presentar esta propuesta el pasado 16 de julio. Desde entonces, las estimaciones de la cosecha de cereales en la UE se han revisado a la baja y los precios han seguido subiendo.

Según el portavoz de Agricultura, Michael Mann, la medida no tendrá impacto alguno en el presupuesto comunitario y sí tendrá, en cambio, un efecto "positivo" en los ingresos de los agricultores.

Biocombustible

Por otro lado, ante las críticas de quienes achacan el encarecimiento de los cereales a la producción de biocombustibles, Mann recordó que, a pesar del objetivo fijado por la Unión Europea para que en 2020 el 20% de los combustibles sea de origen vegetal, la producción agrícola destinada a este objetivo es "muy marginal". Como ejemplo de ello, citó que el año pasado sólo un 1,7% de la producción total de la Unión se dirigió a la indusstria de biocombustible.

También el portavoz de Energía, Ferrán Tarradellas, defendió la política energética de la Comisión al recordar que los biocombustibles procedentes de la agricultura producen claramente menos CO2 que los combustibles fósiles y señaló que a medida que se vaya desarrollando la segunda generación de biofueles-procedente no sólo de la agricultura- aumentarán los beneficios mediambientales.

La Comisión quiere también garantizar que la importación de biocarburante procede de sistemas de producción respetuosos con los recursos naturales y no tienen un impacto negativo sobre el medio ambiente, los ecosistemas o la producción de productos de consumo alimentario. Bruselas, que ya cuenta con una herramienta como el llamado certificado de origen estudia mecanismos para ejercer este control.

Ya somos 191.227