329 millones de euros de multa a tres fabricantes de cremalleras por pactos de precios

Se trata de la empresa japonesa YKK, la alemana Prym y la británica Coats.

La Comisión Europea anunció ayer una multa de 329 millones de euros a la empresa japonesa YKK, la alemana Prym y la británica Coats, grandes fabricantes de cremalleras, por pactos de precios, que en algunos mercados incluyeron también a productores pequeños.

Las tres compañías líderes acordaron los precios mínimos, coordinaron los incrementos, se repartieron mercados e intercambiaron información comercial importante e incluso confidencial, según recoge un teletipo de la agencia Efe. Bruselas detectó cuatro infracciones diferentes y en una de ellas también participaron otras cuatro empresas, que recibieron multas menos cuantiosas.

Prym vio considerablemente reducida su sanción por ser la primera en ofrecer información sobre el cártel y colaborar con la investigación, mientras que las otras dos empresas también se beneficiaron de cierta rebaja por acogerse al programa de "clemencia" de Bruselas.

YKK recibió la sanción más cuantiosa, de 150,25 millones de euros, seguida de Coats (122,405 millones) y Prym (40,538 millones). La comisaria europea de Competencia, Neelie Kroes, calificó de "inaceptable" que los principales fabricantes del mundo se pongan de acuerdo para mantener precios artificiales y repartirse mercados y clientes.

Ya somos 198.058