Instituto Nacional del Consumo

FACUA critica que el INC sólo controle la venta de billetes de avión a petición de Bruselas tras declararse "incompetente" ante sus denuncias

Se limitó a derivar a las comunidades autónomas las denuncias contra veinticuatro aerolíneas y agencias de viajes presentadas por la Federación en enero y junio.

La Federación de Consumidores en Acción (FACUA) considera inaceptable que haya sido necesaria la petición de Bruselas para que el Instituto Nacional del Consumo (INC) actúe sobre las irregularidades en la venta y publicidad de billetes de avión por Internet. El organismo del Ministerio de Sanidad y Consumo se había negado a intervenir en reiteradas ocasiones ante las denuncias presentadas por FACUA este año contra veinticuatro compañías aéreas y agencias de viajes -diez en enero y catorce en junio-, muchas de ellas online, por anunciar precios inferiores a los reales.

"El INC carece de competencia en materia de control e inspección". Ésta ha sido siempre su respuesta, habitual en la práctica totalidad de denuncias que FACUA presenta al organismo, que se suele limitar a trasladarlas a las comunidades autónomas donde tienen sus sedes sociales las empresas. Ahora, el organismo ministerial ha realizado un control precisamente para "verificar si las ofertas indican claramente el precio final", entre otros objetivos.

FACUA lamenta que para el INC no sean suficientes sus denuncias para actuar ante irregularidades y colaborar con las comunidades autónomas en su erradicación y haya hecho falta que la Comisión Europea lo pidiese para que el organismo interviese. Concretamente, el control sobre la venta de billetes online efectuado por el INC el 27 de septiembre es una iniciativa propuesta el 3 de agosto por la CE a los países representados en la red europea de Cooperación para la Protección de los Consumidores (CPC).

La Federación también dirigió sus denuncias a las autoridades de Consumo de las comunidades autónomas, concretamente las de Baleares, Cataluña, Madrid y País Vasco. Varias empresas son ya objeto de expedientes sancionadores.

La Federación argumentó que las empresas vulneraban lo establecido en la Ley 44/2006, de 29 de diciembre, de Mejora de la Protección de los Consumidores y Usuarios. La norma indica que "en toda información al consumidor sobre el precio de los bienes o servicios, incluida la publicidad, se informará del precio final completo, desglosando, en su caso, el importe de los incrementos o descuentos que sean de aplicación, de los gastos que se repercutan al consumidor y usuario y de los gastos adicionales por servicios accesorios, financiación y otras condiciones de pago similares".

Los precios que aparecen en la publicidad e información comercial de las empresas denunciadas omiten conceptos como cargos adicionales por la emisión de los billetes o por el incremento de los carburantes así como las tasas de los puertos marítimos y aéreos e incluso propinas que se imponen en los cruceros.

Las firmas han sido denunciadas por seguir facilitando precios engañosos en su publicidad, para indicar, generalmente en una diminuta tipografía, que hay que sumarles diversos conceptos, los cuales ni siquiera siempre se detallan. También las páginas web suelen facilitar una información confusa o engañosa sobre los precios, ya que en la mayoría de los casos no se indica al usuario el importe final hasta que llega a la pantalla donde, una vez elegido su viaje, debe introducir sus datos bancarios.

Las empresas denunciadas por FACUA son Alitalia, Air Comet, Air Europa, Atrápalo, Barceló, Destinia, E-Bookers, E-Dreams, Halcón Viajes, Last Minute, Logitravel, Mapfre, Mucho Viaje, Mundo Viaje, Ryanair, Rumbo, Terminal A, Viajar.com, Viajes Ecuador, Viajes El Corte Inglés, Viajes Iberia, Viajes Marsans, Soltour y Spanair.

Ya somos 203.642