El representante de Robbie Williams acusa al nuevo jefe de EMI de portarse como "el dueño de una plantación"

Radiohead y el ex <i>beatle</i> <b>Paul McCartney</b> cortaron el pasado mes sus lazos con la discográfica y el ex vocalista de Take That podría hacer lo mismo.

El músico británico Robbie Williams va declararse en huelga en protesta por la adquisición de la compañía discográfica EMI por el grupo de capital riesgo Terra Firma, ha afirmado su representante, Tim Clark.

Williams se plantea incluso negarse a entregar su próximo disco pese al acuerdo alcanzado con la discográfica, valorado en 80 millones de libras (105,5 millones de euros).

El representante del ex vocalista de Take That ha acusado al nuevo jefe de EMI, Guy Hands, de comportarse como el "dueño de una plantación" y de entrar en la industria discográfica con una "compra de vanidad".

"La pregunta es: ¿debería Robbie entregar a EMI el nuevo álbum que va a sacar? Tenemos que decir que la respuesta es 'no'. No tenemos ni idea de cómo EMI va a vender y promocionar el álbum", señaló Clark en declaraciones que publican varios medios británicos, recogidas por la agencia EFE.

Según el agente de Williams, que ha vendido 70 millones de discos con EMI, la compañía "no tiene a nadie en la esfera digital capaz de hacer el trabajo requerido" para promover el disco del cantante.

"Lo único que sabemos es que va a diezmar la plantilla", añade, en alusión al despido de miles de empleados que planean los nuevos propietarios de EMI, quienes han instado a los artistas a trabajar más para promocionar su música.

Robbie Williams no es la única estrella descontenta con la discográfica, pues la banda Radiohead y el ex beatle Paul McCartney cortaron el pasado mes sus lazos con EMI.

Williams quiere publicar ahora su música a través de su página web, como ya ha hecho Radiohead, que pidió a sus seguidores que pagaran la voluntad por su último disco, In Rainbows. Hace pocos días salió en formato CD.

Ya somos 204.115