Durante vuelos comerciales

Pilotos de EEUU alertan que al menos 10 Boeing 757 han sufrido roturas en sus ventanas desde 2004

Denuncian la pasividad de las autoridades ante las irregularidades.

Varios aviones Boeing 757 de aerolíneas comerciales han sufrido roturas de las ventanas de la cabina de pilotaje durante el vuelo en los últimos años, tratándose de "graves incidentes ampliamente ignorados" por las autoridades reguladoras de la seguridad aérea en Estados Unidos, informa la cadena CNN.

Debido a las roturas de las ventanas, algunas de estas aeronaves han tenido que llevar a cabo aterrizajes de emergencia, según señaló un piloto de American Airlines a CNN, y explicó que la ventana de su avión quebró hace dos años "como una tela de araña".

Desde 2004, al menos diez ventanas han registrado problemas en Boeing 757, la mayoría relacionados con el cableado de calefactores para las ventanas, que levantaron humareda en la cabina y en ocasiones provocaron la rotura del cristal, según el Consejo de Seguridad del Transporte Aéreo estadounidense (NTSB).

Cuatro de los incidentes se han producido en aviones de American Airlines. Uno de ellos, que volaba de San Juan de Puerto Rico a Filadelfia, "efectuó un aterrizaje de emergencia el 30 de enero después de que la cabina se llenara de humo". "El cristal central de la ventana del copiloto se hizo añicos cuando el avión aterrizaba en Palm Beach, Florida. Uno de los tripulantes resultó herido por los cristales y seis pasajeros tuvieron que ser atendidos por inhalación de humos", relata CNN.

Miembros de la Allied Pilots Association (APA), que representa a los pilotos de American Airlines, afirman que la compañía y la Administración Federal de la Aviación (FAA, por sus siglas en inglés) "tienen constancia de estos problemas desde hace cuatro años y no han hecho nada para solucionarlos".

"En 2004 se produjeron dos incidentes con el 757", explica Todd Wissing, piloto y miembro del comité de seguridad de APA. "La NTSB investigó lo sucedido y trasladó recomendaciones de cara a la seguridad a la FAA", asegura.

Wissing añade que esas recomendaciones no fueron seguidas, y acusa de ello al hecho de que la FAA mantiene unos vínculos demasiado estrechos con las aerolíneas. Asimismo, desde el Congreso de EEUU se ha criticado en diferentes ocasiones que la FAA "es demasiado amable con el sector y se enfrenta demasiado con la NTSB", señala CNN.

Ya somos 191.150