Burger King cede y firma un acuerdo con los jornaleros latinoamericanos del sur de Florida

La asociación mexicana El Poder del Consumidor había exigido a la cadena que suscribiera el convenio que los trabajadores habían firmado con otras multinacionales.

Después de una fuerte batalla, jornaleros agrícolas que cosechan tomates en el sur de Florida, la mayor parte de ellos de origen mexicano, logran que Burger King firme un acuerdo que incrementa significativamente su salario y mejora sus condiciones de vida.

Hay que recordar que la asociación mexicana El Poder del Consumidor presentó en marzo una campaña contra la multinacional de comida rápida, a la que acusaba de mantener en estado de "esclavitud" a los cerca de 3.500 jornaleros que recogen los tomates para sus restaurantes en Florida.

En una conferencia, representantes de Burger King declararon que pagarán 1,5 céntimos de dólar más por libra de tomate. Un céntimo por libra será para los jornaleros y el medio céntimo restante cubrirá impuestos adicionales y costos administrativos para los tomateros.

Este incremento significa que por cada 32 libras de tomate que cosechen, los jornaleros recibirán 77 céntimos en vez de 45, lo que representa un incremento del 71%, el primer aumento sustancial de sus salarios en décadas.

Según Amy Wagner, vicepresidenta de Burger King, "si la industria del tomate desea ser sustentable a largo plazo, debe ser responsable socialmente". Wagner estima que el incremento en los salarios le costará a Burger King 300.000 dólares al año.

Por otro lado, el director ejecutivo de Burger King, John W. Chidsey, señaló en un comunicado que "estaba apenado de las declaraciones negativas que habían dirigido contra el grupo de activistas de la Coalición de trabajadores de Immolakee".

Immolakee es un pueblo en el suroeste de Florida donde una parte importante de los jornaleros viven en pésimas condiciones. En el año 2000 iniciaron diversas acciones reivindicativas en Estados Unidos, que se tradujeron en resultados concretos cuando en 2005 la empresa de restauración Taco Bell's se comprometió a pagar a los jornaleros un centavo de dólar por cada libra (aproximadamente medio kilo) de tomates recolectados.

Acuerdos similares incumplidos

McDonalds y Yum Brands (KFC, Pizza Hut, Taco Bell) ya habían firmado acuerdos similares. Sin embargo, desde noviembre de 2007, el beneficio del céntimo más por libra de tomate cosechada no había llegado a los bolsillos de los jornaleros, la mayor parte de ellos de origen mexicano, ya que la Asociación de Tomateros de Florida decidió multar con 100.000 dólares a las empresas que pagasen este suplemento. Alejandro Calvillo, director de la asociación de consumidores mexicana, acusó a Burger King de haber ejercido presión para lograr que el comité aprobara esta medida, asi como de emprender una campaña en los medios de comunicación para desacreditar a los jornaleros.

En este sentido, Reggie Brown, vicepresidente ejecutivo de la Asociación de Tomateros de Florida, declaró que van a retirar la multa establecida contra los propietarios que permitieron que sus trabajadores firmaran el acuerdo.

Ya somos 198.214