Los 27 aprueban una norma para reducir el consumo de los aparatos eléctricos en 'standby'

Se prevé que permitirá reducir en un 73% el consumo actual de los equipos en modo de espera.

Los Estados miembros de la UE han aprobado un reglamento propuesto por la Comisión cuyo objetivo es reducir el consumo de electricidad en posición de espera (standby) de los aparatos electrónicos y los electrodomésticos.

La norma establece requisitos de eficiencia energética para todos los productos vendidos en Europa, con lo que el consumo de electricidad en posición de espera en la UE disminuirá en casi un 75% para 2020, según informó hoy el Ejecutivo comunitario.

El comisario de Energía, Andris Piebalgs, resaltó a través de un comunicado que el reglamento representa "una contribución concreta para alcanzar los objetivos comunitarios de eficiencia energética y protección del clima" y además permitirá a los ciudadanos "ahorrar dinero".

La norma se aplicará a todos los aparatos eléctricos utilizados en el hogar y las oficinas, tales como televisores, ordenadores o microondas. Dependiendo de la función del producto, fija un consumo admisible máximo de electricidad en posición de espera de 1 o 2 vatios para el año 2010. A partir de 2013, el nivel de consumo admisible de electricidad se rebajará a medio vatio o un vatio, lo que se acerca a los niveles que pueden lograrse con la mejor tecnología disponible.

Se prevé que el reglamento premitirá reducir el consumo comunitario actual de electricidad en posición de espera (aproximadamente 50 TWh por año) en un 73% para 2020. Este ahorro equivale al consumo de electricidad anual de Dinamarca y daría lugar a aproximadamente 14 millones de toneladas equivalentes de CO2 menos cada año. Se prevén igualmente ahorros en otras partes del mundo, ya que muchos de los productos afectados se venden en todos los países.

El planteamiento gradual adoptado permitirá a los fabricantes ajustar a tiempo sus productos a los nuevos requisitos. La norma se basa en las conclusiones de un "análisis meticuloso" de los aspectos técnicos, económicos y ambientales de la posición de espera, el cual se llevó a cabo en colaboración con las partes interesadas y expertos de todo el mundo, según explicó la Comisión.

Los expertos de los Veintisiete aprobaron el reglamento este lunes en el seno del Comité de Reglamentación del Diseño Ecológico. Ahora deberá ser examinado por la Eurocámara y el Ejecutivo comunitario aprobará su adopción final a lo largo del año 2008.

Ya somos 203.711