Blanco promete que el Gobierno "echará una mano a las familias" afectadas por la crisis de Martinsa-Fadesa

Chaves vincula la suspensión de pagos con "operaciones económicas y financieras arriesgadas". La empresa afirma que tratará de acabar y entregar todas las viviendas comprometidas.

El Gobierno "echará una mano a las familias que se verán afectadas" por el concurso de acreedores, antigua suspensión de pagos, de Martinsa-Fadesa. Así lo prometió hoy en declaraciones a Punto Radio el vicesecretario general del PSOE, José Blanco, que enmarcó estas iniciativas "dentro de los límites de la Administración del Estado para poder intervenir", aunque desde la empresa se subraya que se tratará de acabar y entregar todas las viviendas comprometidas.

Preguntado al respecto, el presidente socialista y de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves, achacó la situación de la inmobiliaria más a "operaciones económicas y financieras arriesgadas" que a la coyuntura económica actual.

Por su parte, el portavoz del Grupo Socialista en el Congreso, José Antonio Alonso, incidió en que "el poder público no está para cubrir los problemas de gestión de empresas privadas", en un chat en elpais.com.

Blanco indicó que "habrá que garantizar a las familias que tenían depositado dinero, porque habían dado una entrada para tener una vivienda o a las que estaban en expectativa de poder comprar que sus dineros no corren riesgo y que sus viviendas se van a adquirir".

La repercusión de la crisis de la inmobiliaria, trasladada a los inquietos compradores de viviendas, ha llevado a FACUA-Consumidores en Acción a habilitar una web para asesorar a los compradores de viviendas de Martinsa sobre sus derechos. En FACUA.org/martinsafadesa, la asociación incluye un decálogo de consejos para responder a las principales consultas de los usuarios.

Ante estas suspicacias, la propia empresa ha aclarado que posibilitará las "fórmulas más adecuadas" para acabar las promociones y obras en curso y entregar las viviendas comprometidas. Además, ha habilitado el teléfono 900 380 900, operativo desde mañana, para establecer un canal de comunicación con los clientes. No obstante, en un comunicado, lamentó profundamente la "incertidumbre" causada a los clientes y mostró el compromiso de "trabajar intensamente para superar esta situación a la mayor brevedad posible".

Chaves: "es muy fácil echarle la culpa y la responsabilidad de todo a la crisis"

Por su parte, el presidente andaluz achacó la situación de Martinsa a operaciones puramente empresariales. "Tengo la impresión de que en Martinsa-Fadesa ahora es muy fácil echarle la culpa y la responsabilidad de todo a la crisis", cuando en realidad "hay otras causas". En este sentido, aseveró que "cuando se inician operaciones económicas y financieras arriesgadas y cuando hay problemas de gestión se pueden producir los resultados de esta empresa".

Blanco también anunció una próxima decisión que se tomará en el Consejo de Ministros y que determinará la compra de suelo a las inmobiliarias para vivienda protegida. No obstante, desconoce la fecha de esta iniciativa, que fuentes del Ministerio de Vivienda prevén para otoño, y el número de hectáreas que se verán afectadas, si bien apuntó que "hay que acelerar la construcción de vivienda protegida" para "ayudar a las familiar y a las inmobiliarias que tienen un suelo y no tienen capacidad de construir".

Para el responsable de Economía del PP, Cristóbal Montoro, esta iniciativa implica un claro "intervecionismo" y recuerda al funcionamiento de la "Unión Soviética de los setenta". "Cuando las empresas tienen beneficios son para los empresarios y cuando tienen pérdidas las pagamos todos los españoles; eso es la socialización de las pérdidas", reprochó, criticanco la supuesta "ventanilla en La Moncloa" para estos casos.

Asimismo, el Gobierno de la Comunidad de Madrid negocia con el sector inmobiliario sacar al mercado parte del stock de vivienda que tienen las empresas inmobiliarias madrileñas en estos momentos, según el portavoz del Ejecutivo autonómico, Ignacio González. Esta negociación se encuentra "muy avanzada" y podría concretarse antes de que el Ejecutivo "se vaya de vacaciones".

Ya somos 191.350