Bruselas insiste a Ryanair en que debe "compensar" a pasajeros con reservas confirmadas

El Ejecutivo subrayó que no hay ningún caso registrado de denegación de embarque o cancelación de billetes adquiridos en agencias de viajes en Internet.

La Comisión Europea remitió el pasado 29 de agosto una carta a la aerolínea de bajo coste irlandesa Ryanair para recordarle su obligación de "compensar" a aquellos pasajeros en posesión de "reservas válidas y billetes confirmados" aunque, según confirmó el portavoz de Transportes, Fabio Pirotta, el Ejecutivo comunitario no tiene constancia de "ningún caso" en el que Ryanair haya denegado el embarque a un pasajero que haya adquirido un billete a través de una agencia de viajes en Internet.

"Si la Comisión recibe quejas de pasajeros cuyo embarque ha sido denegado con reservas válidas y billetes confirmados, se aplicará el reglamento 261/2004. La compensación es la base del reglamento. No necesitamos advertirles, les estamos diciendo que la aplicación de dicho reglamento se aplicará, incluida la compensación", explicó el portavoz en declaraciones a Europa Press.

Preguntado si dicha normativa tipifica que un billete de avión no es válido por ser adquirido a través de una agencia de viajes online, el portavoz aseguró que no. En cualquier caso, admitió que para determinar la validez de un billete o reserva adquirido a través de una web de viajes online "cada caso deberá ser estudiado e investigado para ver si el pasajero en cuestión está en posesión de un billete válido de acuerdo con las predisposiciones dentro de la normativa", cuyo artículo 2, precisó, "define lo que es un billete, lo que es una reserva ...".

En la carta que el Ejecutivo comunitario remitió a la aerolínea de bajo coste irlandesa, la Comisión reconoció que "Ryanair es libre de determinar su política de ventas dentro de los límites de la legislación nacional y europea vigentes". Sin embargo, le recordó que en los casos de denegación de embarque de pasajeros "con reservas válidas y billetes confirmados" conllevan "la aplicación del reglamento 261/2004 sobre compensación y asistencia a pasajeros en caso de que se les deniegue el embarque, cancelación o retraso de vuelos".

"Si Ryanair no compensa, el pasajero puede formular una queja que será investigada. La Comisión investigará los casos de forma general, pero si Ryanair no garantiza lo previsto en el reglamento, entonces los pasajeros deben contactar con las autoridades competentes en cada Estado" que, recordó, "son las responsables de aplicar el reglamento" y responsables de las competencias de Protección al Consumidor.

A juicio del Ejecutivo comunitario "los pasajeros que han adquirido billetes de buena fe no deben sufrir de forma innecesaria". Por ello, reclamó también a Ryanair en su misiva "que haga todo el esfuerzo por mantener a los pasajeros informados y cooperar con los organismos de protección al consumidor de los Estados miembros afectados".

No obstante, subrayó que no hay ningún caso registrado de denegación de embarque o cancelación de billetes adquiridos en agencias de viajes en Internet.

Por su parte, Ryanair argumentó que dichas cancelaciones obedecen a las operaciones ilegales realizadas por dichas agencias que no sólo han inflado los precios reales de los billetes en su propio lucro, según sus acusaciones, sino que también han ralentizado el funcionamiento de la página de reservas de Ryanair utilizada usualmente por sus clientes. Las agencias online habrían violado así los términos y condiciones de los contratos, la garantía de precio y el copyright de la marca, asegura la aerolínea.

La compañía aérea remitió a la Comisión Europea información detallada de evidencias de estos fraudes y adjunta documentación relativa a reservas realizadas por Bravofly.com, eDreams.com, Volagratis.com, Wegelo.com, a las que acusa de inflar los precios entre 200% y el 300% en algunos de los casos.

Ya somos 203.747