FACUA critica las subidas inflacionistas y lesivas para los usuarios aplicadas por Industria en el gas natural

En 2008, las tarifas fijadas por el Gobierno han acumulado incrementos del 19,4% en el término variable y el 4,9% en el fijo para los usuarios domésticos.

FACUA-Consumidores en Acción critica las subidas inflacionistas y lesivas para los intereses de los usuarios aprobadas para el gas natural por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio.

FACUA advierte que en 2008, las tarifas fijadas por el Gobierno han acumulado incrementos del 19,4% en el término variable -tarifa aplicada por cada kWh consumido- y el 4,9% en el fijo para los usuarios domésticos que tienen un consumo inferior o igual a 5.000 kWh al año. Los que consumen una cantidad superior y hasta 50.000 kWh al año han sufrido aumentos del 21,8% en el término variable y el 4,8% en el fijo.

La asociación lamenta que el Gobierno se limite a aplicar cálculos matemáticos relativos a la evolución de elementos como las materias primas y la distribución, obviando que en determinadas situaciones es necesario reducir los márgenes de beneficios del sector para contener incrementos excesivos para los consumidores.

Subida de octubre

El 12 de octubre, el precio máximo del término variable de la denominada tarifa de último recurso (TUR) ha subido un 9,0% para los usuarios con consumo inferior o igual a 5.000 kWh al año. Así, ha pasado de los 5,421427 céntimos de euro más IVA por kWh fijados el pasado 12 de julio a 5,909427 céntimos (siempre más IVA).

Para quienes tienen un consumo superior a 5.000 y hasta 50.000 kWh al año, esta tarifa ha subido un 10,5%, pasando de 4,657527 a 5,145527 céntimos por kWh.

En cuando al término fijo, se mantiene en 2,56 -el BOE ha publicado la tarifa con una errata, indicando que el precio es 2,65- y 5,72 euros, respectivamente.

Subidas acumuladas

Sumando esta subida de octubre a la aplicada en julio en el término variable (4,4 y 5,2%, respectivamente), el precio del kWh consumido con el nuevo modelo de tarifa de último recurso para los consumidores domésticos es ya un 10,9% y un 12,7% más caro que con la última tarifa regulada, aprobada en abril.

El 12 de abril, el término variable de la tarifa regulada subió un 1,7 y un 2,0% (con respecto a los 5,1929 céntimos por kWh fijados el 1 de enero para consumos de hasta 5.000 kWh/año y los 4,4290 establecidos para consumos superiores a esa cantidad y hasta 50.000, respectivamente).

El 1 de enero la tarifa variable subió un 4,9 y un 4,8% (sobre los 4,9489 y 4,2247 fijados el 12 de octubre de 2007). El término fijo también subió entonces un 4,9 y un 4,8% (pasando de 2,44 a 2,56 euros al mes para consumos de hasta 5.000 kWh al año y de 5,46 a 5,72 para los superiores a esa cifra y hasta 50.000 kWh al año).

Así, durante 2008 las tarifas fijadas por Industria han acumulado subidas del 19,4% en el término variable y el 8,6% en el fijo para los usuarios de menores consumos. Los que consumen más de 5.000 kWh al año y hasta han experimentado aumentos del 21,8% en el término variable y el 4,8% en el fijo.

Confusión entre los consumidores

Dada la confusión existente por parte de numerosos consumidores, FACUA señala que no están obligados a contratar nuevas tarifas en régimen de mercado libre. Ninguna norma impone a los usuarios pasarse a una comercializadora de gas de un grupo empresarial distinto al que les viene prestando el servicio ni tampoco que tengan que elegir las tarifas liberalizadas de su compañía.

FACUA señala que los consumidores pueden optar por quedarse con la tarifa de último recurso o contratar una de mercado libre de su compañía o de otra del sector.

En cualquier caso, la asociación recomienda a los usuarios interesados en las tarifas del mercado libre que comparen las ofertas existentes y reflexionen detenidamente antes de tomar una decisión. En este sentido, deben tener en cuenta que si cambian de compañía no podrán volver a su suministradora anterior hasta que pase al menos un año.

Ya somos 200.198