Portugal nacionalizará el BNP tras alcanzar 700 millones de pérdidas

Desde junio ha sido objeto de la apertura de seis procesos por operaciones de crédito clandestinas.

En Portugal, el Gobierno socialista anunció este domingo que propondrá al Parlamento, donde cuenta con mayoría absoluta, la nacionalización del Banco Portugués de Negocios (BPN), que acumula ya unas pérdidas de cerca de 700 millones de euros.

El ministro luso de Finanzas, Fernando Teixeira dos Santos, adelantó que el Ejecutivo "se vio obligado" a proponer al Parlamento la nacionalización del BPN, en conferencia de prensa al final de un Consejo de Ministros extraordinario celebrado en Lisboa, informa la agencia EFE.

Teixeira dos Santos se presentó ante los medios de comunicación junto al gobernador del Banco de Portugal, Vítor Constancio, quien aclaró que la "inevitable intervención" no está vinculada a la actual crisis financiera global.

El ministro portugués aseguró que la decisión fue tomada con el propósito de "garantizar a sus clientes que los depósitos están perfectamente seguros".

Teixeira dos Santos avanzó que a partir del lunes la gestión del BPN será supervisada por dos administradores de la estatal Caixa Geral de Depósitos (CGD), entidad encargada además de presentar un nuevo "plan desarrollo" para la entidad, que en 2007 obtuvo un resultado líquido consolidado de 56,7 millones de euros.

El ministro luso aclaró que de los 700 millones de euros de pérdidas, un total de 360 millones están asociados a operaciones puestas en marcha junto al Banco Insular, con sede en la antigua colonia portuguesa de Cabo Verde, aunque no dio pormenores de éstas.

Teixeira dos Santos matizó que había evidencias desde hace meses de falta liquidez y que la entidad presentaba en la actualidad "una situación de inminente suspensión de pagos".

Además, resaltó que no cumplía con los ratios exigibles de solvencia, debido a "un conjunto de pérdidas acumuladas que hacían que sus capitales propios fuesen negativos".

Por su parte, Constancio aclaró que el BPN fue objeto de seis procesos abiertos desde el pasado junio por actividades clandestinas, en concreto operaciones de crédito no registradas. Asimismo, explicó que mientras se buscaba un socio estratégico para la entidad se agravaron los ratios del BPN, hasta un punto insostenible.

El grupo parlamentario del conservador Partido Popular de Portugal (CDS-PP) anunció que pedirá la inmediata comparecencia en el Parlamento de Constancio para que dé más detalles sobre la situación del BPN.

El BPN cuenta con un total de 2.905 empleados y 213 sucursales repartidas entre Portugal y Francia. Según los datos del balance de la propia entidad, en 2007 disponía de un activo líquido más de 8.000 millones de euros y más de 5.800 millones de euros en créditos a clientes.

Ya somos 203.748