FACUA Andalucía critica que la Junta no haya consultado a las asociaciones de consumidores sobre el adelanto de las rebajas

Más allá de la medida coyuntural para 2009, la Federación demanda un debate más profundo tanto sobre el inicio como la duración de las rebajas y los mecanismos de control sobre el cumplimiento de la legislación.

La Federación de Consumidores en Acción de Andalucía-FACUA critica que el Gobierno andaluz haya aprobado el adelanto del inicio de las rebajas al 2 de enero sin consultar previamente la opinión de las federaciones de consumidores representativas.

La Consejería de Turismo, Comercio y Deporte ha asegurado en un comunicado que la petición de adelanto realizada por los empresarios "ha obtenido un amplio respaldo entre los consumidores", pese a que se ha limitado a pulsar la opinión de los miembros de la Mesa de Comercio, órgano político derivado de los pactos por el empleo e integrado por la CEA, CCOO, UGT y el Gobierno andaluz.

FACUA Andalucía lamenta que la Junta de Andalucía haya obviado el papel del órgano consultivo legitimado para analizar la cuestión, la Comisión Asesora de Comercio Interior de Andalucía (CACI).

FACUA Andalucía no se opone en rotundo a la medida, siendo consciente de que con ella el Gobierno pretende, entre otras cosas, evitar un aumento de la tasa de desempleo en el sector del comercio. No obstante, lamenta que la Junta de Andalucía siga cayendo en una espiral que no hace más que legitimar el mantenimiento de un cuestionable sistema de producción que sólo se mantiene a costa del sobreendudamiento de los ciudadanos y el fomento del consumismo.

Asimismo, la Federación demanda un debate más profundo tanto sobre la fecha de inicio como la duración de las rebajas y los mecanismos de control sobre el cumplimiento de la legislación en la materia.

En relación al adelanto al 2 de enero -frente al tradicional día 7 de ese mes-, la Federación considera que beneficiará fundamentalmente al sector comercial, ya que podrá utilizar una fórmula publicitaria de gran impacto entre los consumidores en unas fechas ya de por sí marcadas por el consumismo navideño.

En este sentido, FACUA Andalucía recuerda que nada impide a los comerciantes que modifiquen a la baja los precios de sus productos en cualquier momento del año, ya que la única limitación existente es el uso del reclamo publicitario rebajas -con la regulación que además impone la Ley de Comercio- durante dos periodos determinados al año.

Pero más allá de la fecha de inicio, la Federación reclama un debate en el que participen todos los sectores implicados en relación a la duración máxima de las rebajas. Y es que muchos comercios cuelgan el cartel de rebajas durante los dos meses establecidos -tanto a nivel nacional como autonómico- cuando en realidad tras las primeras semanas el número de productos rebajados es muy inferior al mínimo exigido por la legislación.

Asimismo, FACUA Andalucía considera necesario evaluar la eficacia de los mecanismos inspectores de la Administración autonómica, ya que el incumplimiento de la normativa por parte de determinados comercios perjudica tanto a los consumidores como al conjunto de los empresarios que sí asumen estrictamente lo establecido en la Ley de Comercio.

En este sentido, resulta importante no ya reforzar las inspecciones y endurecer las sanciones durante el periodo de rebajas, sino realizar controles previos al inicio de las mismas para evaluar si los productos que se ponen a la venta como rebajados lo están realmente o si han sido traídos fraudulentamente para comercializarse exclusivamente durante esas fechas.

Ya somos 192.683