Nueva gripe

La OMS, la FAO y la OIE dicen que no hay constancia de que los virus de la gripe se transmitan por ingestión de carne de cerdo

En cualquier caso, indican que la carne de cerdos enfermos o encontrados muertos no debe procesarse ni destinarse al consumo humano

En relación con la propagación de la gripe por el virus A(H1N1) en curso, ha suscitado inquietud la posibilidad de que ese virus se encuentre en el cerdo y afecte a la inocuidad del cerdo y los productos porcinos.

Ante ello, la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) han emitido una declaración conjunta en la que señalan que "no se tiene constancia de que los virus de la gripe se puedan transmitir al ser humano por ingestión de carne de cerdo procesada u otros productos obtenidos del cerdo".

"El calor aplicado habitualmente durante la cocción (por ejemplo, 70°C/160°F de temperatura en el centro de la pieza) inactiva inmediatamente cualquier virus que pudiera encontrase en los productos que contengan carne cruda", indican los tres organismos.

Según advierten, la carne de cerdo y los productos porcinos, si se manejan de conformidad con las prácticas higiénicas adecuadas que recomiendan la OMS, la Comisión del Codex Alimentarius y el OIE, no constituirán un foco de infección.

En cualquier caso, la OMS, la FAO y la OIE han señalado que "las autoridades y los consumidores deberían asegurarse de que la carne procedente de cerdos enfermos o encontrados muertos no se procesa ni se destina al consumo humano bajo ninguna circunstancia".

Ya somos 198.108