FACUA Andalucía valora el decreto que garantiza a los usuarios el plazo de respuesta en atención especializada y pruebas diagnósticas del SAS

La Federación señala la necesidad de que la Consejería de Salud incorpore los mecanismos oportunos para que, lo antes posible, se garanticen estos derechos a los usuarios.

La Federación de Asociaciones de Consumidores y Usuarios de Andalucía-FACUA considera positiva la entrada en vigor del Decreto 96/2004, de 9 de marzo, por el que se establece la garantía de plazo de respuesta en procesos asistenciales, primeras consultas de asistencia especializada y procedimientos diagnósticos en el Sistema Sanitario Público Andaluz.

Este Decreto que hoy entra en vigor viene a fijar el plazo máximo de atención a los usuarios en atención especializada y pruebas diagnósticas, y marca como límite sesenta días naturales para las primeras y treinta días naturales, en el segundo caso. Por el contrario, si la primera cita para los especialistas o para la realización de pruebas diagnósticas no se pudiera obtener dentro del plazo máximo establecido, se podrán ofertar en centros concertados y si, de este modo, no se hubiera obtenido una cita para ser atendido, el usuario podrá requerir la atención en un centro sanitario privado.

Asimismo, FACUA Andalucía solicita a la Consejería de Salud que facilite los mecanismos e instrumentos necesarios para el cumplimiento y la puesta en marcha, lo antes posible, de lo establecido en el decreto; aunque éste establezca un plazo de doce meses. Y, por otro lado, se garantice a los usuarios la accesibilidad a estos servicios y la eficacia de este decreto.

Según esta norma, el fin que se persigue es agilizar la atención sanitaria, disminuir las listas de espera y aumentar la calidad de los servicios. De este modo, los pacientes de algunas especialidades como traumatología, lista que cuenta con los índices más elevados de demora, verán reducida su espera.

Los servicios que se incluyen en este decreto complementan los establecidos en el Decreto 209/2001, de 18 de septiembre, por el que se garantiza el plazo de respuesta quirúrgica en el Sistema Sanitario de Andalucía. Este decreto fijaba como límite de espera 180 días desde el diagnostico hasta la intervención quirúrgica. Si este plazo no se cumple, el SAS se compromete a operar al paciente en un centro de sanidad privada y correr con todos los gastos.

Ya somos 192.091