FACUA Baleares alerta de una oleada de intentos de estafas a través de Internet y el móvil

Las nuevas tecnologías son las herramientas empleadas para cometer los fraudes.

FACUA Baleares está recibiendo en los últimos días numerosas llamadas de consumidores que están siendo objeto de intentos de estafa a través de Internet y el teléfono móvil.

Muchos consumidores han contactado con FACUA Baleares para advertir que en los últimos días habían recibido varios correos electrónicos con logos y anagramas de tres conocidas entidades bancarias en las que se informaba que, por un error técnico se habían perdido los datos de algunos clientes y que los consumidores debían confirmar nuevamente esos datos siguiendo un enlace.

Cuando el consumidor accede mediante el enlace, le solicitan el número de la tarjeta visa y el pin secreto. Una vez que los confiados consumidores comunican esos datos a los delincuentes, estos se apropian de los saldos disponibles en las cuentas.

FACUA Baleares recuerda a todos los consumidores que ninguna entidad bancaria solicita datos personales a sus clientes por vías que no sean la presencial, por lo que bajo ningún concepto deben comunicar a nadie los datos personales o bancarios.

Igualmente, en la asociación se ha tenido conocimiento de ofertas de trabajo a través de correos electrónicos en los que se les informa a los candidatos de que se trata de ser corresponsal de una importante empresa y que la única misión de los usuarios es la de dar un número de cuenta corriente donde se reciben transferencias de dinero que deberán enviar mediante giros o a través de empresas de envío de dinero al extranjero, especialmente a países del este.

El consumidor que acepta se queda con una cantidad de dinero de cada una de las transferencias que recibe y envía el resto. Lo que no saben las personas que aceptan es que la transferencia que reciben en su cuenta se ha realizado por medios ilícitos y sin el consentimiento del titular de la misma, por lo que sin saberlo están colaborando en una estafa.

Por otro lado, FACUA Baleares está recibiendo quejas de consumidores por llamadas en sus móviles a altas horas de la madrugada con el fin de que éstas no se contesten y queden reflejadas en los terminales como una llamada perdida para que cuando el consumidor las detecte remarque para ver quién lo ha llamado.

Cuando el usuario realiza la llamada desconoce que se trata de un número de tarificación especial, con un coste superior a 1,00 euros.

FACUA Baleares alerta a los consumidores y usuarios y les recomienda prestar atención con toda aquella información que reciban o les soliciten y en especial con todo aquello que no otorgue las garantías suficientes. La asociación insiste en consultar siempre ante cualquier duda.

Ya somos 201.875