Los principales operadores de telefonía en España deberán financiar el coste asociado al servicio universal de 2006

Según el informe de la CMT, Telefónica asumirá el 71% de los costes, mientras que Vodafone y Orange, abonarán un 20% y un 8,68%, respectivamente.

Los tres principales operadores de telefonía en España, Telefónica, Vodafone y Orange, deberán financiar el coste de 75,34 millones de euros asociados al servicio universal de 2006, según el informe de la Comisión del Mercado de Telecomunicaciones (CMT) del pasado 21 de octubre.

En concreto, Telefónica, encargada de las prestaciones de este servicio universal, asumirá el 71% de los costes, es decir 53,43 millones de euros, mientras que sus competidores, Vodafone y Orange, abonarán 15,37 y 6,54 millones de euros, un 20% y un 8,68%, respectivamente.

Según el reglamento del servicio universal, las aportaciones de los operadores de redes y servicios de comunicaciones serán proporcionales a la actividad de cada uno y serán determinadas por el órgano regulador de telecomunicaciones.

En concreto, el criterio de distribución se basará, para cada operador, en la cantidad resultante de detraer de los ingresos brutos de explotación los pagos por interconexión y será proporcional al volumen total de negocio en el mercado.

Según el informe de la CMT, los ingresos de los operadores en 2006 fueron de 19.022 millones de euros para Telefónica, de 5.896 millones de euros para Vodafone y de 2.593 millones de euros para Retevisión móvil, en la actualidad Orange. Según la CMT, los ingresos de estas tres operadoras en 2006 sumaban el 83,06% de los ingresos totales declarados del mercado en dicho ejercicio, frente al 80,3% de 2005.

A partir de la comunicación de este informe, los operadores dispondrán de veinte días para presentar las alegaciones que consideren oportunas.

La CMT informó recientemente de que el coste al que ascendió el servicio universal en 2007 se situó en los 71,09 millones de euros, un 5,64% menos que en 2006.

Telefónica es la empresa designada por el Gobierno para prestar este servicio, pero a partir de 2003 el coste del mismo se reparte entre varios operadores a través de su contribución al Fondo Nacional del Servicio Universal. Este fondo se creó para financiar los costes en los que incurren los prestadores del mismo cuando suministran servicios de telecomunicaciones a determinados grupos de usuarios o áreas geográficas.

En concreto, dentro del servicio universal se incluyen la conexión a la red telefónica fija, la puesta a disposición de los usuarios de una guía de números de abonados, un servicio general de consulta telefónica, la instalación de cabinas telefónicas o la aplicación de condiciones especiales para que los usuarios discapacitados y con rentas bajas dispongan de línea fija.

Ya somos 191.226