Los antibióticos no son eficaces contra la gripe A y abusar de ellos genera resistencias

Así lo advierte la Organización Médica Colegial (OMC) con motivo de la celebración del Día Europeo para el Uso Prudente de Antibióticos.

Los antibióticos no son eficaces para tratar las infecciones causadas por virus, incluida la gripe A/H1N1; únicamente son eficaces para combatir las infecciones bacterianas.

Por este motivo, y coincidiendo con la celebración este miércoles del Día Europeo para el Uso Prudente de Antibióticos, la Organización Médica Colegial (OMC) ha querido hacer hincapié en la importancia de no "automedicarse" con antibióticos porque, además de ser inocuos contra la virus, pueden generar resistencias en un futuro.

En este sentido, este miércoles 18 de noviembre se celebran en toda Europa varias iniciativas con el objetivo de "dar a conocer la amenaza que supone la resistencia a los antibióticos para la salud pública y presentar medidas para usar estos fármacos de forma responsable", informó la OMC en un comunicado.

Según la organización colegial, el uso de antibióticos por "motivos equivocados", por ejemplo, para combatir la gripe, "no beneficia al paciente, ya que podría causarle efectos secundarios como la diarrea y favorecer la resistencia de las bacterias a estos fármacos".

España es uno de los países desarrollados del mundo con mayor consumo de antibióticos, (35 dosis diarias definidas/1.000 habitantes/día), y desde hace años se está produciendo "un incremento progresivo de bacterias resistentes al tratamiento", explicaron.

El uso prudente de los antibióticos puede contribuir a detener el desarrollo de bacterias resistentes y ayudar a que los antibióticos sigan siendo eficaces para las generaciones venideras.

Por ello, desde la OMC subrayaron que "médicos, farmacéuticos, administraciones sanitarias y pacientes" han de acometer un uso responsable de los antibióticos "con el fin de atajar esta problemática en la que no sólo entra en juego la salud de la población, sino también la responsabilidad social de todos y cada uno de los referidos agentes".

Consejos

A este respecto, la OMC tiene recomendaciones para todos los colectivos.

Al colectivo médico le aconseja que, "en la medida de lo posible, receten un antibiótico que sea específico para la infección concreta y no un antibiótico de amplio espectro" y pide que tengan en cuenta que "en muchas infecciones respiratorias no se necesitan antibióticos porque el sistema inmunitario del paciente tiene capacidad suficiente para combatir los casos leves".

Por otra parte, la OMC recuerda a los farmacéuticos que "deben ajustarse a la legislación y no dispensar ningún antibiótico sin la correspondiente receta prescrita por el médico".

Asimismo, la Organización Médica Colegial recomienda a este colectivo que emplee "estrategias educativas establecidas para mejorar el conocimiento del paciente sobre los antibióticos y disminuir la automedicación".

Por último, la OMC pide a las administraciones sanitarias que "mejoren las condiciones en la atención médica para dar al médico el tiempo y las herramientas necesarias para hacer un buen uso de antibióticos; que inspeccionen de forma eficiente la dispensación de antibióticos sin receta en Oficinas de Farmacia; y que creen y desarrollen políticas de antibióticos en Atención Primaria".

Ya somos 198.172