Los datos de miles de clientes de T-Mobile fueron vendidos a compañías rivales

La sustracción se realizó sin el 'consentimiento' de la empresa y estarían presuntamente implicados varios empleados.

Los nombres, direcciones y números de teléfono de miles de clientes de la operadora británica T-Mobile fueron vendidos a compañías rivales para ser utilizados en agresivas campañas de captación de usuarios. Así lo ha admitido la dirección de la empresa, que asegura que la sustracción de datos fue sin su "conocimiento", según informa EFE.

"T-Mobile se toma con seriedad la protección de la información del cliente. Cuando fue evidente que la información sobre la renovación de contratos estaba siendo facilitada a terceras partes sin nuestro conocimiento, alertamos a la Oficina del Comisionado de Información (ICO, en sus siglas en inglés)", ha señalado un portavoz de la empresa.

"Mucha gente se habrá preguntado por qué y cómo eran contactados por alguien a quien no conocían justo antes de que sus contratos de teléfono vigentes estuvieran a punto de vencer", ha lamentado a su vez el máximo responsable de la ICO, Christopher Graham.

En el fraude estarían presuntamente implicados varios empleados, quienes robaron los datos de los clientes y los vendieron a intermediarios, que a su vez los vendían a las firmas competidoras.

Multa insuficiente

La multa de esta violación de la Ley de Protección de Datos ronda las 5.000 libras (5.656 euros), una cifra que la ICO considera insuficientemente disuasoria porque genera "una industria ilegal en torno a los datos personales".

La identificación de los autores de esta venta de información confidencial ha derivado en una investigación oficial. "Es profundamente lamentable que la información del cliente se haya malversado de esta manera", ha apuntado la compañía.

La empresa también expresó su sorpresa por el hecho de que la información fuera filtrada a la cadena pública de televisión BBC. "Hoy mismo nos habían pedido que mantuviéramos toda la información sobre este caso en una estricta confidencialidad para evitar un perjuicio a la investigación y las acciones judiciales", ha advertido la empresa.

Graham no quiso identificar la compañía implicada, y fue T-Mobile la que confirmó que los datos robados son los de sus clientes después de que Orange, Vodafone, 3, Virgin y o2 manifestaran que no estaban siendo objeto de una investigación oficial.

Ya somos 190.316