Detenidos tres directivos de una láctea china tras hallar melamina en su leche

Su uso por encima de los niveles provocó la muerte de seis bebés en 2008.

Las autoridades chinas han cerrado la productora láctea Shanghai Panda Dairy Co Ltd. Además, detuvieron a tres de sus directivos tras hallar niveles inaceptables del químico tóxico melamina en su leche en polvo y condensada, informó el diario local Shanghai Daily, según EFE.

El uso de melamina por veinte de las principales lácteas chinas, entre ellas Sanlu Group, mató en 2008 a seis bebés. Asimismo afectó a unos 300.000 en todo el país, que padecen deficiencias renales de diversa gravedad debido a la ingesta de este químico usado ilícitamente para elevar los niveles de proteínas en los controles de nutrición.

El Buró de Calidad y Supervisión Técnica de Shanghai, en el este de China, descubrió en una inspección regular que una partida de leche en polvo enriquecida con calcio destinada a adultos y ancianos excedía los niveles de melamina no destinada al consumo de menores, que es inferior a 2,5 miligramos por kilogramo.

Los funcionarios del Buró, que no han desvelado las cantidades específicas de melamina -usada en la fabricación de plásticos- que contenían los productos de Panda, iniciaron una investigación conjunta con autoridades de sanidad, industria y alimentación.

El resultado arrojó niveles ilegales de melamina en cuatro partidas de leche en polvo y en otras cuatro de leche condensada. Todos estos productos han sido retirados de la firma y del mercado y serán destruidos, anunciaron estos funcionarios.

Una empresa reincidente

Se trata de una firma reincidente, puesto que ya estaba en la lista negra de veinte empresas creada tras descubrirse el escándalo de la melamina en septiembre de 2008, cuando ya habían muerto varios bebés en todo el país.

Panda reanudó su actividad después de que el escándalo se aplacara y prometiera cumplir con la ley, sin embargo, la compañía reutilizó leche con melamina condensada que había sido retirada del mercado.

Los productos de Panda contenían el segundo mayor nivel de melamina después de los de Sanlu, una de las mayores lácteas chinas.

Persecución a los padres de los afectados

La tolerancia de las autoridades para con los empresarios tras calmarse el escándalo contrasta con la mano dura que está aplicando contra los padres de los niños afectados.

Zhao Lianhai, creador de la web Los bebés de los cálculos renales, en referencia a la enfermedad que están desarrollado sus hijos tras ingerir la leche adulterada, fue detenido hace más de un mes por el Buró de seguridad en Pekín tras insistir y hacer pública su disconformidad y la de otros padres con las indemnizaciones que ofrecieron las lácteas a los afectados.

Después de un mes de detención, las autoridades chinas emitieron el pasado 22 de diciembre la orden de arresto contra Zhao por "provocar incidentes", lo que puede acarrearle una pena de cinco años de prisión.

El detenido era el portavoz de unas 50.000 familias cuyos hijos fueron hospitalizados el año pasado.

Ya somos 203.662