La mayoría de los pollos de la Unión Europea sacrificados en mataderos están contaminados

Así se desprende de un estudio realizado por la Autoridad de Seguridad Alimentaria Europea.

En la mayoría de los Estados miembros de la Unión Europea los pollos sacrificados en mataderos contienen altos índices de Campylobacter y, en menor medida, de Salmonella, bacterias responsables de las dos enfermedades alimentarias más frecuentes en humanos, según un comunicado publicado este miércoles por la Autoridad de Seguridad Alimentaria Europea (EFSA).

Los datos de la EFSA indican que el 75,8% de las carcasas de los pollos contienen Campylobacters y el 15,7% presenta también rastros de salmonela, aunque el grado varía en función de los países y oscila entre el 0% y el 26%.

El estudio se ha realizado a petición de la Comisión Europea para servir de base para hacer un seguimiento en el futuro de estas tendencias y evaluar el impacto en los programas de control.

Ya somos 203.742