Retiran una bandolera para bebés ante el riesgo de asfixia en Reino Unido

Por temor de que el pequeño pueda ahogarse debido a que no controla el movimiento de la cabeza.

Una bandolera para llevar bebés ha sido retirada de las tiendas británicas por temor a que pueda asfixiar al pequeño, después de la muerte de varios niños en Estados Unidos, informa hoy el periódico The Daily Telegraph, según publica EFE.

El SlingRider, de la empresa estadounidense Infantino, ha sido vendido durante tres años en las tiendas del Reino Unido, pero el fabricante ha dispuesto ya su retirada.

En EEUU, el producto está relacionado con la muerte de varios niños y los expertos han indicado que hay un riesgo de que el bebé pueda ahogarse debido a que no controla el movimiento de la cabeza.

El SlingRider es una especie de correa de tela en la que se pueda llevar al bebé en forma horizontal.

El fabricante ha decidido retirar estas bandoleras del Reino Unido y pide la devolución de las que ya se han vendido, cuya cifra está estimada en unos 10.000, indica el rotativo.

En total, más de un millón de estos productos han sido retirados de EEUU, el resto de países europeos y Canadá.

Infantino ha señalado que los padres que tengan un SlingRider deben dejar de usarlos "inmediatamente" y se pongan en contacto con la compañía para ser sustituidos por otro producto.

Esta decisión fue tomada después de que la Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor de EEUU hiciera una advertencia sobre los riesgos de usar este producto.

Un riesgo identificado es la posibilidad de que el bebé pueda ahogarse si la tela presiona la nariz y la boca.

"En los primeros meses de vida, los bebés no pueden controlar la cabeza debido a la debilidad de los músculos del cuello", indicó la citada comisión, que ha puntualizado que el riesgo es mayor en los casos de pequeños menores de cuatro meses.

Ya somos 198.158