También publicita farmacias virtuales y medicamentos con receta

Google hace caso omiso de los requerimientos de Sanidad para que deje de albergar publicidad fraudulenta de falsos adelgazantes

FACUA, que denunció al buscador, critica que se burle de la legislación española y reclama sanciones contundentes.

Google ha hecho caso omiso de los requerimientos de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps) para que deje de albergar publicidad fraudulenta de falsos adelgazantes. El buscador también tiene anuncios de farmacias virtuales y fármacos con receta, algo prohibido en España.

A raíz de una denuncia de FACUA-Consumidores en Acción, el organismo del Ministerio de Sanidad y Política Social indica que ha hecho "distintos requerimientos" al buscador por incluir publicidad de "productos que sugieren propiedades adelgazantes o contra la obesidad" vulnerando con ello el Real Decreto 1.907/1996, de 2 de agosto, sobre publicidad y promoción comercial de productos, actividades o servicios con pretendida finalidad sanitaria.

Sin embargo, la Aemps afirma que no ha obtenido "los resultados deseados" y que "se están perfilando nuevas líneas de actuación a distinto nivel", aunque no aclara cuáles.

FACUA critica que la multinacional estadounidense se burle de la legislación española y reclama sanciones contundentes. La asociación denunció a la compañía en septiembre de 2008, casi dos meses después de haberle solicitado sin éxito la retirada de la publicidad de varias decenas de webs donde se vendían supuestos remedios adelgazantes, en algunos casos mediante fórmulas seudomilagrosas como pastillas o geles.

Cuando los usuarios introducen en el buscador palabras como adelgazar o kilos o expresiones del tipo pérdida de peso, Google les muestra, junto a los resultados de las búsquedas, multitud de anuncios -denominados "enlaces patrocinados"- de métodos fraudulentos que prometen adelgazar de forma rápida, asegurando en muchos casos que no son necesarias dietas ni ejercicio físico.

Se trata de una publicidad que también acompaña a noticias y contenidos de los medios digitales que utilizan la plataforma publicitaria Google Adwords, la mayor de Internet.

La citada norma de 1996, del Ministerio de Sanidad, establece en su artículo 7 que "las agencias de publicidad, periódicos, revistas, emisoras de radio y televisión y cualquier otro medio de comunicación no admitirán publicidad que contravenga lo dispuesto en este Real Decreto".

Pero Google sigue albergando este tipo de publicidad ilegal y permitiendo la contratación de anuncios fraudulentos similares. Y es que la compañía no ha habilitado un protocolo para evitar que un anunciante pueda contratar publicidad de productos fraudulentos para adelgazar.

La plataforma publicitaria del buscador también permite anuncios de farmacias virtuales, cuando en España está prohibida la venta de medicamentos a través de Internet. Tampoco está permitida la publicidad de fármacos que requieren receta médica, los cuáles también son anunciados por dichas farmacias online a través de Google.

Ya somos 191.225