Una familia murciana pierde su vivienda tras la negativa de la Caja de Ahorros del Mediterráneo a llegar a un acuerdo para evitar su embargo

La Plataforma de Personas Afectadas por la Hipoteca en la Región de Murcia se ha puesto en contacto con la entidad para intentar llegar a un pacto.

La Plataforma de Personas Afectadas por la Hipoteca en la Región de Murcia ha conocido el caso de una familia murciana que, debido a la actual crisis económica, y a una falta de acuerdo con la entidad financiera, se ve obligada a abandonar su domicilio familiar.

Esta plataforma, constituida el 12 de mayo por diversas organizaciones y entidades de la Región, y promovida por Foro Social de Murcia y la Asociación Murciana de Consumidores y Usuarios, Consumur, integrada en FACUA- Consumidores en Acción, ha surgido con el objetivo principal de defender los derechos de las personas que no pueden hacer frente al pago de sus hipotecas.

M.T.R.V, vecina de Las Torres de Cotillas (Murcia), se puso en contacto con la Plataforma de Personas Afectadas por la Hipoteca en la Región de Murcia, la cual, tras estudiar detenidamente su caso, está llevando a cabo una importante labor de mediación con la entidad financiera, Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM), para tratar de llegar a un acuerdo.

M.T.R.V contrató, el pasado 2 de enero de 2007, con la Caja de Ahorros del Mediterráneo un préstamo hipotecario por la cantidad de 205.000 euros.

Desde el 2 de junio de 2008, debido a la actual crisis económica y a la situación de desempleo en la que se encontraban ella y su esposo, se ha visto imposibilitada para hacer frente de forma puntual a los pagos de las cuotas mensuales del mencionado préstamo hipotecario. Ante esta situación la entidad no le ha ofrecido la posibilidad de renegociar el préstamo, ni moratoria alguna.

Como consecuencia, la entidad bancaria interpuso procedimiento de ejecución hipotecaria por la cantidad de 211.122,37 euros (de los que 202.838,71 euros corresponden a principal, 7.731,78 euros a intereses remuneratorios y 551,88 euros a intereses de demora), más los intereses de demora desde el 4 de febrero de 2009 hasta el pago efectivo del débito, tasados en 33.360 euros.

Solicitud de dación en pago

Ante esta situación, y con el fin de evitar la pérdida de la vivienda, la afectada solicitó a la CAM que se le concediera una dacion en pago, con extinción total de la deuda hipotecaria, y se procediera a formalizar un contrato de arrendamiento de vivienda de cinco años al amparo de la vigente ley de arrendamientos urbanos.

De esta forma, la afectada y su familia podrían permanecer como inquilinos, en lugar de propietarios, acordando asimismo establecer una opción de compra. Opción que aceptó, verbalmente y no por escrito, la entidad financiera.

Sin embargo, el pasado 3 de junio, un día antes de la fecha fijada para la subasta de la vivienda, la entidad bancaria se puso en contacto con la afectada para comunicarle su negativa a concederle la dación en pago en los términos acordados.

Desde la fecha de la subasta de la vivienda, la CAM tiene un plazo de 20 días para adjudicarse la vivienda con un valor de hasta el 50% menos del valor de salida o el valor total de la deuda.

En este sentido, la Plataforma de Personas Afectadas por la Hipoteca en la Región de Murcia se ha puesto en contacto con la Caja de Ahorros del Mediterráneo para solicitarle que lleve a cabo el compromiso adquirido con M.T.R.V, concediéndole la dación en pago, formalizando, a su vez, un contrato de alquiler con opción a compra, compromiso que la Plataforma exige que sea llevado a cabo por escrito.

Desde la constitución de la Plataforma, y gracias a la importante labor llevada a cabo en los medios de comunicación, que ha hecho posible un acercamiento de la misma a la sociedad en general, ya son varias personas afectadas, como el caso de M.T.R.V, que han acudido a la misma solicitando la información sobre los procedimientos a seguir frente a las entidades bancarias.

Ya somos 203.749