Mundial de Sudáfrica

FACUA denuncia a Toshiba y TomTom ante las autoridades de Consumo por incumplir sus compromisos publicitarios

Tras la victoria de la Selección Española, niegan a numerosos consumidores la devolución del importe de ordenadores portátiles, televisores y navegadores argumentando que no se registraron en sus páginas 'web', cuando sus anuncios no advertían que hubiera que hacerlo.

FACUA-Consumidores en Acción ha denunciado ante las autoridades de Consumo a la multinacional japonesa Toshiba y a la holandesa TomTom por incumplir sus compromisos publicitarios ante la victoria de la Selección Española en el Mundial de Sudáfrica.

Ambas empresas están negando a numerosos consumidores la devolución del importe de ordenadores portátiles, televisores y navegadores argumentando que no se registraron en sus páginas web, cuando sus anuncios no advertían que hubiera que hacerlo.

FACUA viene recibiendo desde el pasado lunes 12 de julio una avalancha de reclamaciones de consumidores afectados por estas irregularidades a través de su página web, FACUA.org, su Teléfono del Consumidor, 954 90 90 90, y sus organizaciones territoriales.

Junto a las denuncias presentadas de oficio ante las administraciones de Consumo, el equipo jurídico de la asociación ya ha iniciado acciones en defensa de los intereses de un buen número de afectados, que se han asociado a FACUA para hacer valer sus derechos.

Las denuncias han sido remitidas este viernes al Instituto Nacional del Consumo (INC) del Ministerio de Sanidad y Política Social y las autoridades de Consumo de varias comunidades autónomas.

En sus denuncias, FACUA argumenta que Toshiba y TomTom están vulnerando sus compromisoss publicitarios y, por tanto, incurriendo en incumplimientos contractuales con los consumidores.

La asociación señala que si para recuperar el importe de sus productos era tan importante comprarlos como registrarse en una página web antes de una determinada fecha, y en el caso de TomTom contestar correctamente a varias preguntas, este elemento debió haberse destacado en la publicidad de la misma forma que aquél y no remitir a las bases de las promociones en sendas webs.

FACUA considera que la publicidad de ambas empresas indujo o pudo inducir a error a los consumidores, incurriendo en publicidad engañosa. La Ley 3/1991, de 10 de enero, de Competencia Desleal, señala en su artículo 5 que "se considera desleal por engañosa cualquier conducta que contenga información falsa o información que, aun siendo veraz, por su contenido o presentación induzca o pueda inducir a error a los destinatarios, siendo susceptible de alterar su comportamiento económico", cuando incida sobre aspectos como las características o los beneficios del bien o servicio.

"Compra un TomTom GO 950, 750, 550 y Safety Edition y si la Selección Española gana la final del campeonato de fútbol más emocionante del verano, TomTom te devolverá el dinero". Éste era el reclamo principal de la campaña publicitaria de la multinacional holandesa, que también desarrolló en Alemania, Brasil, Francia, Holanda, Italia, México, Portugal y Reino Unido con sus respectivas selecciones nacionales.

"Compra un nuevo portátil Toshiba con el nuevo procesador Intel Core i5 del 2010, o un televisor Toshiba, y si España gana la final te devolvemos todo tu dinero". Así anunciaba su promoción la firma japonesa, que emprendió campañas similares en Alemania, Inglaterra, Italia y Portugal.

Cómo reclamar

FACUA recomienda a los afectados que reclamen con urgencia a Toshiba y TomTom la devolución de su dinero dirigiéndose a ellas por correo certificado con acuse de recibo. En sus condiciones promocionales, daban el 2 de agosto y el 7 de septiembre, respectivamente, como fechas tope para recibir la documentación de los consumidores solicitando los reembolsos.

En caso de que las empresas no cumplan, los consumidores deben presentar una denuncia ante las autoridades de Consumo de sus respectivas comunidades autónomas, por su cuenta o a través de FACUA si son socios de pleno derecho.

Si el importe del producto adquirido no supera los 900 euros, los consumidores también pueden acudir a los tribunales sin necesidad de ir acompañados de abogado ni procurador.

Ya somos 190.668