El Parlamento Europeo pide la elaboración de una propuesta legislativa para la compensación de pasajeros de aerolíneas en quiebra

FACUA apoya esta iniciativa y pide que la Recomendación se convierta en una norma de obligado cumplimiento para todas las compañías que operan en la Unión Europea.

El Parlamento Europeo ha pedido a la Comisión que examine la posibilidad de elaborar una propuesta legislativa para compensar a los pasajeros de compañías aéreas que se declaren en quiebra. Así se extrae de una Resolución publicada en el Diario Oficial de la Unión Europea este jueves.

FACUA-Consumidores en Acción apoya esta iniciativa y pide que la Recomendación se convierta en una norma de obligado cumplimiento para todas las compañías aéreas que operen en la Unión Europea.

Según la Resolución, durante los últimos diez años ha habido un crecimiento notable del número de compañías aéreas de bajo coste que han provocado la quiebra de otras aerolíneas. Este hecho se ha traducido en que miles de pasajeros se han visto afectados y "quedaron abandonados en el lugar de destino y sin posibilidad de hacer uso del viaje de vuelta de su billete de avión".

Por ello, pide que se elabore una propuesta legislativa para prever una compensación para los pasajeros en esta situación y establecer las modalidades administrativas y financieras pertinentes, "incluido el principio de responsabilidad solidaria de todas las compañías aéreas que vuelen al mismo destino y tengan asientos disponibles".

Asimismo, se propone la inclusión de un seguro obligatorio para las compañías aéreas, así como la creación de un fondo de garantía que permita a las empresas hacer frente a las compensaciones que deben pagar en caso de quiebra.

En este sentido, FACUA solicita que el fondo resulte transparente si se abona y que sea una cantidad suficiente que permita hacer frente de forma efectiva a una situación de quiebra.

El Parlamento también solicita a la Comisión que extienda estas medidas a las compañías que dejen de operar y que causan en los usuarios inconvenientes similares a los producidos por las aerolíneas que han quebrado.

Air Madrid y Air Comet

En diciembre de 2006, y a raíz de la quiebra de la compañía aérea Air Madrid, FACUA solicitó al Ministerio de Fomento que mejorara los controles y los protocolos para atender las reclamaciones de los pasajeros ante las continuas irregularidades del sector.

En este sentido, la asociación denunció la actitud de pasividad del organismo competente ante las reclamaciones planteadas por los usuarios, ya que además de demorar las respuestas durante largos meses, no estaba asumiendo el papel de protector de los derechos de los pasajeros establecido por la normativa vigente.

Esta situación volvió a repetirse tras el cierre de la aerolínea Air Comet en 2009, dejando de nuevo miles de usuarios afectados.

Ya somos 191.346