FACUA Andalucía y CCOO piden a la Junta que detenga la normativa de las Zonas de Gran Afluencia Turística

Las organizaciones entienden que en la situación actual no tiene sentido mantener la declaración de esta figura.

FACUA Andalucía y CCOO piden a la Junta que detenga la normativa de las Zonas de Gran Afluencia Turística

FACUA Andalucía y CCOO de Andalucía han pedido a la Junta de Andalucía que, ante la situación de emergencia sanitaria provocada por el Covid-19, suspenda la declaración de Zonas de Gran Afluencia Turística (ZGAT).

Ambas organizaciones entienden que en esta situación de excepción la apertura de los establecimientos comerciales debe basarse en el principio esencial de abastecimiento de la población, así como en criterios de salud pública, protegiendo la salud de usuarios y la plantilla de los comercios de alimentación, limpieza y seguridad, entre otras.

En consecuencia, exigen al Gobierno Andaluz que suspenda la declaración de las ZGAT a efectos de horarios comerciales, que pueden activarse tanto en el periodo de semana santa como en la época estival, mientras se mantenga el estado de alarma o se establezcan restricciones por las autoridades sanitarias.

Esta figura viene a dar respuesta a la afluencia turística que se da en distintos municipios andaluces en determinadas épocas del año, para posibilitar que las grandes superficies puedan ampliar su horario abriendo los domingos y festivos delimitados en ese periodo.

Así, FACUA Andalucía y CCOO entienden que, en una situación como la actual en la que no existe previsión de afluencia turística alguna, carece de sentido el mantenimiento de esta figura excepcional en la regulación de horarios comerciales en la comunidad autónoma.

De igual forma, consideran que se deben establecer cauces para ordenar la compra de los consumidores en los establecimientos comerciales, de forma que se realice de un modo ordenado y adecuado a las recomendaciones sanitarias que están llegando desde el Ministerio de Sanidad, para garantizar espacio de seguridad tanto a consumidores como a trabajadores y evitar así una sobreexposición de estos últimos en un supuesto de ampliación de aperturas de los establecimientos.

Las organizaciones afirman que resulta necesario adoptar medidas de restricción de la libertad de horarios y de apertura teniendo en cuenta la situación de presión sobre el comercio abierto al público, la necesidad de descanso de las personas que los atienden presencialmente y las encargadas del transporte de productos, la necesidad de disponer de tiempo para la limpieza y desinfección de los locales, así como para la reposición ordenada de las mercaderías, y, finalmente, debido a que se deben limitar los desplazamientos de la población en general.

FACUA Andalucía y CCOO consideran que no valen excusas e insta al Gobierno andaluz para que actúen en el mismo sentido en que se ha posicionado la Delegación del Gobierno de la Comunitat Valenciana, limitando el horario comercial y disponiendo el cierre en domingos y festivos de determinados establecimientos. Ambas organizaciones han aseverado que “es su responsabilidad y tiene plenas competencias para ello. Esperemos que el vicepresidente de la Junta, Juan Marín, anteponga la salud de la ciudadanía a otras cuestiones”.

Asimismo, entienden que debe suspenderse la normativa autonómica en materia de liberalización de horarios comerciales, homogeneizando de forma coordinada con el Gobierno de España la definición de horarios de apertura de los establecimientos comerciales previstos en el Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, de medidas urgentes extraordinarias para hacer frente al impacto económico y social del Covid-19, garantizando el abastecimiento de la población y la prevención para evitar la exposición al riesgo a la ciudadanía y de las personas que trabajan actualmente en el sector de comercio.

Ya somos 230.956