Un agujero de seguridad en la red de PlayStation pone en riesgo los datos de 70 millones de usuarios

Sony reconoce la posibilidad de que un intruso haya obtenido tenido acceso a números de tarjetas de crédito y contraseñas de su comunidad de juego.

Nombres, direcciones, contraseñas e historiales de compra son algunos de los datos que los 70 millones de usuarios de la comunidad PlayStation Network han visto expuestos tras la entrada ilegal de un intruso en la red de juego en línea de Sony. Desde el pasado miércoles 20 de abril, el servicio permanece cerrado por este motivo.

La compañía japonesa ha reconocido a través de un comunicado en su blog que entre el domingo 17 y el martes 19 de abril sufrieron la infiltración de una persona "no autorizada" a esta red de usuarios, aunque no fue hasta el miércoles cuando decidió cerrar completamente el servicio. En un primer momento, Sony justificó la medida por problemas de mantenimiento.

La empresa no descarta que este intruso haya podido hacerse con los números de las tarjetas de crédito y sus fechas de caducidad de aquellos usuarios que lo facilitaran en su día a la PlayStation Network o al servicio Qriocity, pero desmiente que haya tenido acceso a los códigos de seguridad de las mismas.

En el plazo de una semana Sony espera poder reanudar el servicio y tener restaurada la seguridad del sistema. Mientras tanto, la compañía recomienda a sus usuarios que permanezcan en alerta ante las posibles peticiones de información con fines fraudulentos que se pudieran dar lugar y que comprueben los movimientos de sus cuentas bancarias.

Ya somos 190.665